Una mujer arrastra 25 metros al agente que la multó por exceso de velocidad

La infractora iba circulando a 70 kilómetros por hora en una vía limitada a 50

Un hecho absolutamente impredecible e imprevisible. La Guardia Civil ha denunciado a una conductora que, sin comerlo ni beberlo, agarró del brazo, inició la marcha y arrastró durante nada más y nada menos que unos 25 metros al agente que la había multado por exceso de velocidad en la carretera PO-221, en Moraña (Pontevedra).

¿Qué se sabe de la conductora? Que es una vecina de Ourense de 51 años y que asimismo fue detectada por un radar circulando a 70 kilómetros por hora en una vía limitada a 50 kilómetros por hora. Evidente exceso de velocidad. El agente le entregó la copia de la denuncia. Y entonces  brotó el inesperado desenlace.

Fue una reacción  brusca. Porque la conductora le agarró por la manga del uniforme e inició la marcha del vehículo sin soltar al guardia civil, al que desplazó unos 25 metros hasta que logró desprenderse, en tanto que el coche continuó su marcha. Una secuencia patética.

Para quedarse helados. La Guardia Civil localizó el vehículo junto a la parada de taxis del casco de Moraña y a la conductora en su interior. Las pruebas de alcoholemia y de detección de drogas a las que la sometieron dieron negativo. Fue una reacción impulsiva. El agente protagonista e implicado en este suceso no ha sufrido lesiones, según han informado las fuentes de la Guardia Civil.