Un maestro de primaria jerezano gana la final de ‘FlipconSpain 2018’

El joven Miguel Ruiz se alza con el reconocimiento educativo a su proyecto innovador “Aprendo y me divierto”

Miguel Ruiz, de 30 años de edad, natural de Jerez de la Frontera, y actualmente residente en la localidad sevillana de Écija, ha ganado este sábado en Zaragoza la final del concurso de experiencias educativas del Congreso FlipconSpain.

Su método educativo “Aprendo y me divierto” ha logrado ser el más valorado entre los dos proyectos educativos que habían quedado finalistas para este fin de semana, superando así a “Súper Mario Doc” de Miguel Ángel Azorín.

El concurso se engloba dentro del IV Congreso Europeo Flipped Classroom “Transforma tu aula con flipped learning y metodologías activas”, un evento del Ministerio de Educación, que a través del Instituto Nacional de Tecnologías Educativas y de Formación del Profesorado, reconoce este encuentro a través de créditos de formación.

El joven jerezano, experto en Flipped Classroom, es Maestro de Primaria en la especialidad de Educación Física, además cuenta con un Máster en Innovación Educativa y cursa actualmente otro en Educación y TIC.

Miguel Ruiz cursó estudios en el colegio salesiano Manuel Lora Tamayo, estudiando posteriormente en la Facultad de Ciencias de la Educación de la Universidad de Cádiz. En estos dos últimos años ha estado trabajando en el colegio salesiano San Juan Bosco de Tenerife, donde ha desarrollado el proyecto ganador ‘Aprendo y me Divierto’ en los cursos de primero y segundo de primaria. Por temas familiares, tras el nacimiento de su primer hijo, tomó la decisión de volver con su familia a la península, residiendo en la actualidad en Écija, y mostrándose en estos momentos disponible para una nueva oportunidad de retomar su labor docente.

En palabras de Miguel para elMIRA.es se manifiesta muy feliz por este “inesperado” reconocimiento: “El proyecto se ha llevado a cabo solo durante un curso, un año escolar, por lo que ha sido realmente inesperado. Super feliz por haber sido en primer lugar nominado y estar comparado o al mismo nivel que otros proyectos como el de Miguel Ángel Azorín o Aaron Asencio, ganador del año anterior. Me encuentro muy ilusionado por las expectativas que el reconocimiento acarrea, con el objetivo de que algún colegio se fije en mí y así poder continuar llevándolo a cabo, así como con mayor confianza al saber que se está haciendo bien y es el camino correcto”.

Su proyecto educativo “Aprendo y me divierto” se basa en el uso de las nuevas tecnologías a través de la página web y un canal de YouTube. Para llevarse a cabo utiliza como material didáctico una serie de vídeos, orientados a la práctica del Flipped Learning, con el que se intenta que el aprendizaje del alumno sea ameno y divertido. Hay que destacar que el Flipped Classroom es un modelo pedagógico que transfiere el trabajo de determinados procesos de aprendizaje fuera del aula y utiliza el tiempo de clase, junto con la experiencia del docente, para facilitar y potenciar otros procesos de adquisición y práctica de conocimientos dentro del aula.

El proyecto trabaja por contenidos de asignaturas y no por cursos o edades, siendo la finalidad de los materiales aprender y divertirse. Que al alumno le interese y guste lo que hace es lo más importante para facilitar su aprendizaje.

​En el congreso educativo, que ha sido organizado por la Bias Fundación y la Universidad de Zaragoza, han colaborado la Oxford Universtity Press, así como ha sido patrocinado por Google, Microsoft y la Fundación IberCaja.