lunes 23/5/22

El obispo de Huelva apuesta por una Semana Santa diferente

José Vilaplana ha recordado que los cristianos sí pueden celebrar la Semana Santa desde sus casas aunque no haya procesiones

El obispo de Huelva, José Vilaplana ha subrayado este jueves que la Semana Santa de este año será "la del corazón y la familia" ya que se celebrará "de forma diferente por el bien de todos", debido al confinamiento decretado por el Gobierno por la pandemia del coronavirus.

Así, el obispo ha recordado que sí habrá Semana Santa aunque no se lleven a cabo las procesiones, porque los cristianos "no pueden dejar de hacer memoria de Jesucristo, muerto y resucitado por nosotros".

De igual modo, ha incidido en que esta es "una oportunidad nueva" para "vivirla desde el corazón, avivando nuestra fe y haciéndolo en familia".

Por esto, Vilaplana ha invitado a vivir "una intensa" Semana Santa "en estas nuevas y sorprendentes circunstancias" de confinamiento, recomendando seguir por la televisión las celebraciones del Papa.

Además, invita a colocar en las casas un "pequeño altar con el crucifijo o una reproducción de la imagen del Señor y de la Santísima Virgen, una Biblia y una vela" para rezar "intensamente" por los difuntos, enfermos y familiares afectados por el coronavirus.

"Dentro de esa Semana Santa nuestra piedad se concentra en el Triduo Sacro, punto culminante de todo el año litúrgico. Otros años nos reunimos en las iglesias para celebrar solemnemente estos santos misterios y salimos a las calles para contemplar los pasos del Señor y de su Santa Madre, que nuestras hermandades muestran como una catequesis llena de arte y belleza".

Vilaplana ha recordado que "este año no podrá ser así" y que es consciente "de lo duro que resulta para todos los creyentes no poder participar en esta liturgia y, especialmente, para los cofrades, no poder vivir como en otras ocasiones lo que preparan con tanta ilusión y esfuerzo".

Además, el obispo ha recomendado a los cofrades que realicen una oración a la hora que su hermandad tenía previsto salir a la calle para "paliar la añoranza", ya que "esta será su estación de penitencia este año".

Al mismo tiempo, ha pedido que el viernes santo, "día de ayuno y abstinencia", se sume "una limosna" para Cáritas que "llegará a las personas vulnerables, no solo en estos momentos, sino también cuando se experimenten las dificultades económicas que seguramente llegarán tras el paso de la pandemia".

En este sentido, Vilaplana ha apuntado que los ciudadanos tendrán que hacer "un gran esfuerzo" para seguir apoyando a los más necesitados, ya que "en los momentos de prueba se despierta lo mejor de nosotros mismos".

Por ello, pide que "demostremos nuestras posibilidades de ayudar y comprometámonos aún más para cumplir el mandato nuevo del Señor: Amaos como yo os he amado".

En este contexto, el obispo ha pedido que celebremos en familia el domingo de Resurrección "bendiciendo la comida, aún modesta, con una especial solemnidad".

Todo esto, porque "celebramos la Pascua de manera solemne y recordamos, paso a paso, los acontecimientos culminantes de nuestra redención, comenzando por el domingo de Ramos, con la entrada de Jesús en Jerusalén, hasta el domingo de su santa resurrección".

Para finalizar, el obispo de Huelva ha reseñado que "no hemos elegido esta situación que nos llena de preocupación y tristeza, sobre todo a quienes han vivido situaciones más dramáticas en el seno de sus familias" y que "todos estamos haciendo un gran esfuerzo quedándonos en casa".

Además, ha dedicado unas palabras a los sanitarios, destacando que son los trabajadores que luchan "en primera línea" contra esta pandemia, que "están sobrecargados y dando un ejemplo extraordinario de dedicación, entrega y profesionalidad, que admiramos y agradecemos".

Hermanos mayores de las romerías

Por otro lado y, con respecto a las prórrogas de la Juntas de Gobierno de las hermandades —ampliadas hasta junio de 2012—, desde el obispado han recordado que no es aplicable a los hermanos mayores de las diferentes romerías de la provincia. Por ello, han indicado que "la decisión debe tomarse por la Junta de Gobierno de cada hermandad".

A este respecto, han señalado que cada hermandad deberá realizar "un ejercicio de reflexión y análisis particular" y "teniendo en cuenta las circunstancias propias", respetar para el año 2021 la elección de hermano mayor ya efectuada en este ejercicio, o bien realizar en un futuro una nueva elección.

El obispo de Huelva apuesta por una Semana Santa diferente