martes. 09.08.2022

Eden Hazard, ni está ni se le espera

El jugador belga entró en la primera parte de la prorroga pero no pudo evitar el desastre del Real Madrid ante el Alcoyano 
Eden Hazard con el Real Madrid
Eden Hazard con el Real Madrid

El Real Madrid confirmó en la noche de ayer uno de sus mayores ridículos de los últimos años. Los de Zinedine Zidane llegaron a Alcoy como claros favoritos, evidentemente. Nadie en su sano juicio pensó en las horas previas al partido una eliminación del Madrid y menos de la forma que se dio. Para intentar salvar la eliminatoria en la prórroga entraron jugadores de la talla de Casemiro, Valverde, Asensio, Benzema, Kroos o Eden Hazard. Sobre este último han caído gran parte de las críticas, porque hace ya más de año y medio que está en el Real Madrid, pero sinceramente, ni está ni tampoco se le espera.

El despropósito del Real Madrid en Alcoy fue mayúsculo. El partido era complicado, pues en un campo en unas humildes condiciones y sumados a la ilusión y esfuerzo que le imprimieron los jugadores del Alcoyano, equipo de 2ºB, pues era normal que el Madrid sufriese algo, pero no hasta el punto donde se llegó. La eliminación a las primeras de cambio en la Copa del Rey ha dejado al vestuario muy tocado y a un Zidane todavía más cuestionado por la imagen que terminó dando el equipo que dejó escapar el partido en la prórroga pese a que tenía un jugador más sobre el campo.

¿Qué le pasa a Eden Hazard?

El jugador de más que tenía el Real Madrid podría ser contrarrestado por Eden Hazard, quien apenas tocó el balón cuando Zidane confió en él para salvar los muebles en el minuto 98 de la prórroga. Inexplicablemente, el jugador de los 130 o 160 millones de euros, no pudo hacer absolutamente nada para cambiar el devenir del encuentro ante un 2ºB que se dedicó a achicar aguas durante todo el partido, haciendo un esfuerzo abismal para terminar remontándole el partido a un Madrid que tenía absolutamente toda la artillería en el césped.

En la previa del partido, nadie se imaginaba lo que estaba apunto de ocurrir durante los más de 120 minutos que duró el encuentro. Para nada era noticia que Eden Hazard comenzase el partido en el banquillo. En su lugar, Vinicius Jr. iba a ocupar su puesto en el extremo izquierdo con la intención de seguir reivindicándose ante Zidane. Así, el técnico decidió reservar al belga pensando en el próximo duelo liguero ante el Alavés.

Zidane confió en los menos habituales

Durante la primera parte del encuentro el Madrid terminó por delante en el marcador pero con la sensación de no poder relajarse en ningún momento. Ni Vinicius, ni Lucas Vázquez, estaban teniendo esa profundidad que exigía el partido, por lo que la entrada de Eden Hazard para terminar de desequilibrar el encuentro era algo que no estaba para nada descartado.

alcoyano real madrid copa del rey Lucas Vázquez en el Alcoyano-Real Madrid

Sin embargo, Zidane tan solo dio entrada a Karim Benzema durante el segundo tiempo. El Alcoyano terminó empatando y el técnico francés decidió, ahora sí, dar entrada a Eden Hazard en la primera parte de la prórroga. Fue entonces cuando Hazard demostró que no está para jugar en el Real Madrid y mucho menos ser el jugador estrella de un equipo en el que ni tan siquiera está para ser titular.

Mientras el Alcoyano ganaba terreno y se hacía merecedor del partido, Eden Hazard apenas tocó el balón. Un par de tímidas conducciones y se acabó. Ni un tiro, ni un regate, ni aportó ese desequilibrio tan necesario para poder doblegar la defensa del Alcoyano. Está claro que el belga está absolutamente fuera de forma. No encuentra su sitio en el equipo y lo de anoche fue la más viva imagen de lo que se ha convertido un sublime futbolista que se encuentra en horas bajas. Finalmente, el Real Madrid se dejó remontar por la furia de un 2ºB que olió la sangre y aprovechó para firmar con broche de oro uno de los mejores capítulos en la historia del club.

Eden Hazard, ni está ni se le espera