miércoles. 10.08.2022

La fábrica de Santa Bárbara, a la espera de la compra por parte del grupo eslovaco

Los 63 trabajadores de la plantilla han parado su actividad en aplicación de la bolsa de horas

La fábrica de Santa Bárbara, a la espera de la compra por parte del grupo eslovaco

Los 63 trabajadores de la plantilla han parado su actividad en aplicación de la bolsa de horas

La operación por la que el grupo eslovaco MSM Group adquirió la fábrica de Santa Bárbara Sistemas debía quedar finiquitada el pasado 28 de marzo, si bien la crisis del coronavirus y la posterior declaración del estado de alarma han propiciado que aún no haya culminado, según han informado a Europa Press fuentes del comité de empresa.

Fue el pasado febrero cuando la empresa eslovaca obtuvo la autorización del Consejo de Ministros para comprar a General Dynamics esta fábrica situada en El Fargue de Granada y dedicada a la producción de munición, pólvora y misilística.

El Ministerio de Defensa, propietario de las instalaciones, daba así el visto bueno a esta operación de la que, según las mismas fuentes, ya se han hecho todos los trámites de calado, pero que aún no se ha materializado.

La dirección de la empresa ha informado a los trabajadores de que es probable que la firma no se produzca hasta que pase el estado de alarma, aunque tampoco se descarta que ocurra antes.

Desde el comité de empresa se muestran "moderadamente optimistas" con esta operación, en tanto que MSM Group ha trasladado su intención de expandirse en el ámbito de la munición y quieren apostar por el producto de Granada, implementándolo y desarrollándolo más.

La plantilla cuenta actualmente con unas 30 personas en el área de fabricación que se complementan con otros 70 trabajadores eventuales para determinados momentos.

La plantilla espera que la llegada de MSM a Santa Bárbara haga que la producción del catálogo de municiones de la empresa granadina se desarrolle y crezca de la mano de los eslovacos.

Los 63 trabajadores de la plantilla han parado su actividad en aplicación de la bolsa de horas, de modo que pueden seguir cobrando sus salarios y cuando se reincorporen negociarán con la empresa el modo de compensación.

La fábrica de Santa Bárbara, a la espera de la compra por parte del grupo eslovaco