miércoles. 06.07.2022

Quema su casa para matar a su hija dependiente en Granada

Sucesos Granada: La información a la que ha tenido acceso El MIRA detalla que la Fiscalía ha pedido 17 años de prisión para una mujer de 72 años acusada de incendiar la casa que compartía con su hija 
Quema su casa para matar a su hija dependiente en Granada
Quema su casa para matar a su hija dependiente en Granada

Tremendo suceso que por fin tendrá resolución en Granada, el intento de una mujer de incendiar la casa que compartía con su hija dependiente. Su intención estaba clara y no era otras que ambas muriesen en el siniestro. 

La información a la que ha tenido acceso El MIRA detalla que la Fiscalía ha pedido 17 años de prisión para una mujer de 72 años acusada de incendiar la casa que compartía con su hija dependiente, de 44 años, en Lecrín en la provincia de Granada.

La Audiencia Provincial de Granada juzgará el caso próximamente
La Audiencia Provincial de Granada juzgará el caso próximamente

El relato de los hechos nos lleva al día 13 de agosto de 2021 cuando la mujer "siendo perfecta conocedora del riesgo vital que, con su conducta, generaba", la procesada supuestamente "se hizo con dos bombonas de butano de las más de nueve con las que contaba en la vivienda".

Bombonas para incendiar la casa

Una fue situada en el dormitorio y la otra en el salón-comedor, "ambas estancias de la planta baja de la vivienda". Finalmente se acabó provocando un incendio en la vivienda "que dio lugar a que, de un lado, se quemase una mesita de madera del dormitorio y, de otro, en el salón, amén de quemarse el sofá", que "se derrumbase la pared que separaba la citada estancia del pasillo".

En este sentido, los bomberos consiguieron apagar el fuego y los agentes de la Guardia Civil personados detuvieron a la madre, que está en prisión provisional comunicada y sin fianza desde el pasado 14 de agosto. Afortunadamente, el siniestro se saldó sin lesiones importantes.

Los testimonios confirman que "pudo haber habido un peligro grave para la vida e integridad física de los moradores, así como para las propias viviendas" colindantes, algunas de las cuales estaban habitadas cuando se desató el fuego.

Asimismo, la acusada había escrito, "con su puño y letra, dos cartas" a la Guardia Civil de Guadix y de Dúrcal en las que "justificaba" su conducta en "problemas personales de diversa índole" como "divorcio, presunta discapacidad de su hija" o falta de ingresos.

Finalmente, en relación a la hija "presenta analfabetismo así como limitaciones por áreas y grados de afectación que, por su cuadro, le impiden parcialmente" la toma de "decisiones".

Quema su casa para matar a su hija dependiente en Granada