domingo 29/5/22

Una mujer arroja un bebé de un día de vida por un tercer piso de un hospital

Una mujer ha arrojado el bebé de su compañera de habitación de hospital por la ventana de un tercer piso y el recién nacido ha fallecido en el acto
Una mujer arroja un bebé de un día de vida por un tercer piso de un Hospital
Una mujer arroja un bebé de un día de vida por un tercer piso de un Hospital

Ha ocurrido en Rusia. Una mujer ha arrojado desde un tercer piso de un hospital a un bebé recién nacido en SterlitamakViktoria Ivanova había dado a luz cuando Alina Araslanova , con problemas psiquiátricos, agarró al bebé de su compañera de menos de un día de vida y lo lanzó a la calle. El pequeño murió en el acto.

La autora del crimen supuestamente se acercó a su cama del hospital, cogió a su recién nacido y lo arrojó por la ventana. Los hechos ocurrieron en la ciudad rusa de Sterlitamak.

Al caer, el recién nacido Volodya cayó al suelo y murió al instante, según ha podido saber El MIRA. El bebé recién nacido no tenía ni un día de edad.

Alina Araslanova acababa de dar a luz a su segunda hija. Ambas mujeres estaban en camas muy cercanas y, cuando su compañera salió un momento de la habitación, aprovechó para coger al bebé y tirarlo desde el tercer piso.

Bebé

Los medios locales informan de que Alina Araslanova había pasado un tiempo con anterioridad en un hospital psiquiátrico recibiendo tratamiento por depresión. Sin embargo, fue dada de alta poco antes de nacer su hija; los médicos concluyeron que "no representaba una amenaza para los demás".

Los padres han perdonado a la mujer

Volodya era el tercer hijo que Viktoria Ivanova y su marido acababan de tener. Sin embargo, le perdonaron a Alina Araslanova lo ocurrido. "Es nuestra voluntad que esta mujer sea perdonada, no queremos castigarla. Se le debería permitir vivir una vida feliz. Hemos aceptado todo, no queremos que nadie sea castigado", explicó el marido.

Alina Araslanova se ha sometido a un nuevo examen psiquiátrico para determinar si será arrestada o ingresada en un hospital para recibir un tratamiento obligatorio después de lo ocurrido. Sus hijas permanecen bajo el cuidado de las autoridades.

Una mujer arroja un bebé de un día de vida por un tercer piso de un hospital