miércoles 18/5/22

Un psicólogo jerezano ofrece sesiones gratuitas durante el confinamiento

José Antonio Partida elabora una bonita iniciativa para ayudar al que más lo necesite

Si algo bueno está dejando la pandemia mundial del Coronavirus en el mundo es la colaboración desinteresada y solidaridad de las personas. Empresas, asociaciones y particulares siguen aportando su granito de arena durante estos momentos tan difíciles.

El último ejemplo de ello es José Antonio Partida, un joven psicólogo jerezano que tras varios días buscando un método, ha conseguido elaborar una bonita iniciativa para ayudar psicológicamente a todo aquel que lo necesite durante el estado confinamiento en el que nos encontramos todos los españoles.

El propio José Antonio explica el proyecto: "Se han elegido varios bloques de cierta importancia para la población con información contrastada, como puede ser el ejercicio físico, el afrontamiento del duelo ante la pérdida de un ser querido, la educación con los más pequeños o la nutrición, entre otros".

"Con esa información se van a realizar unos monográficos en tamaño cartel con la única finalidad de que se difundan por whatsapp, facebook... entre otras vías para que llegue a la mayor cantidad de personas posible a la espera de que a alguien le resulte de ayuda. En dichos monográficos aparecerá mi correo electrónico hecho público donde atenderé todas las dudas que surjan. Solo espero que, al igual que se difunden los bulos por redes sociales siendo mentiras, se difunda esta información que puede ser muy válida", continúa José Antonio.

Además, señala que "he abierto una plataforma de comunicación en la aplicación 'zoom'. Funciona como servicio de videoconferencias, en la que atenderé a todo aquel que lo necesite en turnos de 30 minutos dos días a la semana. Es una aplicación que permite la comunicación con y sin vídeo, para aquellas personas que deseen mantener el anonimato, tiene función de pizarra, por si hubiera algo que explicar con apoyo visual y permite chat interno. Entrar en ella es muy sencillo, se necesita un link que yo mismo creo y difundo, una vez recibido ese link, basta con pinchar en él y automáticamente se entra en una reunión privada en la que me encuentro yo".

Este joven psicólogo jerezano pide "difusión, ya que lo difundiré por Whatsapp y Facebook. Estoy abierto a ideas en cuanto a cómo hacer que llegue a más personas, porque lo cierto es que tanto Facebook con Whatsapp conforman redes privadas".

José Antonio lleva días dando vueltas a la cabeza sobre como ayudar a los demás, sin cerrarse al ámbito local. Ya que está abierto a llegar a todos los puntos de España.

"Es algo que nace de las ganas de ayudar dada la situación excepcional que estamos viviendo, nos toca reinventar nuestro día a día y no todo el mundo tiene las herramientas adecuadas para ello. Nos encontramos con una problemática novedosa en la que todos somos responsables. Entiendo que cada persona debe aportar algo positivo a esta situación para así llevarla mejor como sociedad y por ese motivo hago este trabajo, con la intención de aportar lo positivo desde mi campo, que no es otro que la psicología", comenta José Antonio Partida.

El proyecto tiene carácter gratuito, como explica el psicólogo José Antonio Partida: "Todo lo relacionado con la información de monográficos y las videoconferencias en la aplicación de "zoom" tiene carácter gratuito, sin ningún tipo de coste. Entiendo que es un trabajo de prevención y una introducción a la consulta en forma grupal. El trabajo grupal favorece la identificación con colectivos que pueden estar pasando por lo mismo que tú, por ello, debido a la cantidad de afectados que esta pandemia está dejando, creo que es la mejor manera de abordarlo. No obstante, la comunicación o trato individual queda también abierto, todo es hablarlo".

Para llevar a cabo esta bonita iniciativa, José Antonio Partida ha elaborado una página en Facebook, donde informará a todos los interesados en las sesiones: Lo encontrará pinchando AQUÍ.

Un psicólogo jerezano ofrece sesiones gratuitas durante el confinamiento