jueves. 11.08.2022

¿Cuál fue el papel de reina Isabel II en la Segunda Guerra Mundial?

La reina de Inglaterra, la incombustible Isabel II, fue capitana del ejército británico en la sangrienta guerra contra Adolf Hitler
La Reina Isabel II en una ambulancia durante su servicio de guerra en el Servicio Territorial Auxiliar en abril de 1945 | Popperfoto
La Reina Isabel en una ambulancia durante su servicio de guerra en el Servicio Territorial Auxiliar en abril de 1945 | Popperfoto

A nadie pasa desapercibido que la monarca más antigua de Gran Bretaña es la Reina Isabel II, quien ha dedicado su vida al servicio de su país. Pero casi una década antes de convertirse en reina, entró en un diferente tipo de servicio. Se convirtió en la primera mujer de la familia real británica en convertirse en miembro activo de las Fuerzas Armadas Británicas. Se trata de la última jefa de estado superviviente que sirvió durante la Segunda Guerra Mundial.

Isabel no estaba destinada a ser reina

Cuando Isabel nació en abril de 1926, no estaba destinada al trono. Su padre Alberto, conocido como "Bertie" por su familia, era el segundo hijo del Rey Jorge V.

Isabel y su hermana menor Margarita eran muy queridas por sus padres. Incluso su padre se refería a la familia con "nosotros cuatro". la actual reina de Inglaterra tuvo una educación confortable pero estrictamente limitada.

El mundo de Isabel se puso patas arriba en 1936. Tras la muerte de Jorge V y la abdicación del tío de Isabel, Eduardo VIII, unos meses después. La decisión de Eduardo de dejar a un lado la corona para casarse con Wallis Simpson dejó a su padre, el Rey Jorge VI, en el trono y a Isabel de 10 años como heredera.

Reina Isabel II Las princesas Elizabeth y Margaret junto a sus padres, el rey Jorge VI y la reina Elizabeth I, el día de su coronación, el 12 de mayo de 1937. | The print Collector

Llega la Segunda Guerra Mundial y Jorge VI estrenando el trono

Jorge VI luchó por encontrar su lugar después de asumir el trono. Tímido, nervioso y propenso tanto a la mala salud como a un tartamudeo implacable, encontró agonizantes los discursos públicos y las apariencias. Pero, al comenzar la guerra, encontró su equilibrio. Alentado por su esposa y los funcionarios del gobierno, incluido el Primer Ministro Winston Churchill, el rey ayudó a levantar la moral del pueblo británico. Se negó a abandonar Londres a pesar de los repetidos ataques aéreos de los aviones nazis que dejaron ciudades en ruinas.

Reina Isabel II La princesa Isabel con un pony en el Gran Parque de Windsor, Berkshire, en 1939 | Central Press

Él y la reina visitaban regularmente a los más devastados por los ataques. Así, cuando un bombardeo en septiembre de 1940 dañó gravemente una parte del castillo de Buckingham, llevando los peligros de la guerra a las puertas de la realeza, la reina señaló: "Ahora puedo mirar a la cara el East End". Hay que recordar que East End es una zona de Londres, situada en la parte este de la ciudad.

Amenaza de la invasión alemana de Adolf Hitler

Con la amenaza inminente de una invasión alemana, el gobierno británico instó a la reina a salir para Canadá con sus hijas. Ella se negó, declarando, "Los niños no se irán sin mí. No me iré sin el Rey. Y el Rey nunca se irá". Pero, como miles de otros niños que fueron evacuados de las ciudades británicas, Isabel y Margarita dejaron Londres. Pasaron gran parte de la guerra en el Castillo de Windsor.

Reina Isabel II La princesa Isabel y la princesa Margaret con su madre, la reina Isabel I, en el castillo de Windsor, en 1941. | Lisa Sheridan

En 1940, las dos hermanas hicieron uno de sus primeros discursos públicos. Grabaron una emisión de radio a sus compañeros de Gran Bretaña y de las colonias y dominios británicos de todo el mundo. Así, la princesa Isabel, de 14 años de edad, emitió un mensaje a los evacuados en el programa de radio "Children's Hour", instándoles a tener valor.

Isabel se enfrentó al Rey Jorge VI para unirse al ejército británico

Con el pueblo británico uniéndose a la causa, Isabel, como muchos otros jóvenes británicos, anhelaba participar. Pero sus protectores padres se negaron a permitir que se alistara, señalando que ninguna mujer de la familia real se había unido al ejército. Isabel era una hija obediente, pero también tenía una fuerte voluntad. Pasó más de un año de peleas en la familia antes de que su padre finalmente cediera a principios de 1945. De esta forma dio a la princesa de 19 años permiso para alistarse.

Reina Isabel II La princesa Isabel y la princesa Margarita con sus uniformes de guía en Frogmore House en junio de 1941 | Lisa Sheridan

En febrero se unió al Servicio de Mujeres del Territorio Auxiliar (similar al Cuerpo de Mujeres del Ejército Americano o WAC). Se registró allí con el número 230873, con el nombre de Isabel Windsor. El ATS prestó un apoyo fundamental durante la guerra, ya que sus miembros se desempeñaron como artilleros antiaéreos, operadores de radio, mecánicos y conductores.

Después de unirse, se formó como conductora y mecánica con el rango de Segunda Subalterna. Cinco meses más tarde fue ascendida a Comandante Junior, que era el equivalente a Capitán. Su hermana menor, la Princesa Margarita, era una niña guía y más tarde se unió a los Sea Rangers.

Reina Isabel II La Reina Isabel en una ambulancia durante su servicio de guerra en el Servicio Territorial Auxiliar en abril de 1945 | Popperfoto

Y llegó el final. A las 6 de la tarde del 8 de mayo de 1945, el Rey volvió a transmitir a la nación. La Guerra había acabado con la victoria de los aliados. Adolf Hitler había sido derrotado. Durante la tarde y la noche, el Rey y la Familia Real hicieron ocho apariciones en el balcón del Palacio de Buckingham para saludar a las multitudes reunidas. Como curiosidad, a las princesas Isabel y margarita se les permitió abandonar el palacio y participar en secreto en las celebraciones.

¿Cuál fue el papel de reina Isabel II en la Segunda Guerra Mundial?