martes 26/10/21

La hipertensión arterial, principal complicación en la diabetes

Cerca de 43% de la población adulta española padece hipertensión arterial, de las cuales entre el 40 y el 60% sufren diabetes siendo el 50% pacientes con diabetes tipo 2
Diabetes
Cerca de 43% de la población adulta española padece hipertensión arterial

Con motivo del Día Mundial de la Hipertensión Arterial, celebrado este lunes la Federación Española de Diabetes (FEDE) ha señalado que cerca de 43% de la población adulta española padece hipertensión arterial, de las cuales entre el 40 y el 60% sufren diabetes siendo el 50% pacientes con diabetes tipo 2

La hipertensión es una patología crónica en la que los vasos sanguíneos tienen una presione alta, pudiendo dañarlos. Desde la Federación Española de Diabetes indican que los datos aportados son cifras "muy preocupantes, ya que la hipertensión arterial puede provocar que los vasos sanguíneos puedan sufrir daños, aumentando el riesgo de enfermedades cardiovasculares como infarto de miocardio, insuficiencia renal o accidentes cerebrovasculares, como el caso del ictus". Todo apunta a que en los próximos 20 años, el número aumentará en un 40%. 

Por ello es fundamental medidas de prevención así como tener una presión arterial adecuada, siendo los valores medios, en los pacientes con diabetes menos de 130/80 mm Hg, en menores de 65 años; y entre 130 y 139 mm Hg, a partir de esa edad.

Hay muchos mitos acerca de la diabetes

Cabe señalar que se puede evitar su desarrollo, pero para ello es importante actuar sobre los factores modificables, como sobrepeso y obesidad, tabaquismo o alimentación. "Así pues, debido a que la hipertensión arterial en personas con diabetes puede suponer un riesgo añadido a la hora de desarrollar problemas cardiovasculares, que a día de hoy son la principal complicación de la diabetes y los causantes de gran parte de las muertes.

A pesar de ser una de las enfermedades más comunes, hay muchos mitos urbanos a su alrededor.

1. Ingerir mucha azúcar causa diabetes

Una creencia totalmente errónea. Comer mucho azúcar, en sí mismo, no causa diabetes. Sin embargo, puede contribuir al sobrepeso, uno de los factores de riesgo para la diabetes tipo 2.

2. Tomar alimentos especiales

 Es recomendable comer alimentos bajos en grasa, especialmente en el caso de grasas saturadas y grasas trans. La dieta diaria también debe ser moderada en sal y azúcar, con las comidas basadas en cereales integrales, verduras y frutas. 

3. No tienen mayor propensión a desarrollar enfermedades graves 

La diabetes es una enfermedad crónica e incluye un cuidadoso seguimiento y tratamiento. No hay suficiente cuidado, los niveles de azúcar en la sangre pueden dañar, diferentes órganos y diferentes telas. La diabetes está asociada con enfermedades cardiovasculares.

4. Las personas diabéticas no pueden practicar deporte

El ejercicio físico reduce la cantidad de azúcar en la sangre, ayuda a evitar el exceso de peso y previene las complicaciones de la enfermedad.

5. No se puede prevenir la diabetes

La única diabetes que no se puede prevenir es la tipo 1, pero los estudios muestran que la diabetes tipo 2 asociada con un estilo de vida sedentario y una fuente de alimentos poco saludable, se puede prevenir en muchos casos manteniendo un peso equilibrado. 

6. No pueden comer dulces y carbohidratos

Los diabéticos pueden comer dulces siempre y cuando estén integrados en un plan nutricional saludable o combinado con el ejercicio. Y carbohidratos mientras haya dieta equilibrada

7. La diabetes solo se trata con insulina

La insulina ayuda a mantener los niveles normales de azúcar en la sangre, pero no es la única medida efectiva para evitar las complicaciones diabéticas a largo plazo, ni tampoco para curar la enfermedad.

8. La diabetes gestacional  afecta solo a mujeres diabéticas

Este tipo de diabetes ocurre en mujeres que no tenían la enfermedad antes de estar embarazadas. Si no se adoptan estrategias de prevención, casi la mitad de las mujeres con diabetes gestacional desarrollarán el tipo 2.

La hipertensión arterial, principal complicación en la diabetes
Comentarios