sábado 28/5/22

¡Merendona para dos por 5 euros!

Cinco dulces, crema de café helado y café con leche para chuparse los dedos

Existen localidades de la provincia de Cádiz en las que la hora de la merienda se convierte en todo un acto social a pie de calle. Como debe ser. Como Dios manda. Como así establecen las tácitas normas de la sociabilidad más abierta y transparente. El arte de merendar es el arte de mimar la amistad a sorbo de café. El arte de merendar es el arte de oxigenar la mente y de distender la musculatura del estrés diario.

Da gusto observar este hábito hecho costumbre en según qué tierras hermanas. Porque achacamos  por veces que este mundo está falto de comunicación, de diálogo.  De relación más frecuente incluso entre miembros de una misma familia. Sociedad robotizada, sociedad cosificada, sociedad codificada. Sociedad de puertas adentro, sociedad de ombligocentrismo, sociedad opaca la mayor de las veces.

Si paseamos por las calles más céntricas de Cádiz capital o de Sanlúcar de Barremeda, por ejemplo, y no nos referimos ahora a los fines de semana, observamos cómo la ambientación y la concurrencia son muy nutridas. Los interiores y las terrazas de las cafeterías son un hervidero de charla en animosa delectación. Ciudadanos que toman el aire y saborean café y mojan churros en tazones de chocolate.

Es decir: insuflar vida al organismo urbano de la ciudad, del pueblo, de la pedanía. Hoy recomendamos la Cafetería Granier, sita en el número 44 de la calle Ancha, de Sanlúcar de Barrameda. Pleno corazón del centro sanluqueño. Es una de las calles más luminosas y amplias para pasear, para estar consigo mismo y con los demás. Calle moderna, siendo además a la antigua usanza. Un buen numero de cafeterías a todo lo largo de su trazo.

La Cafetería Granier posee terraza e interior de atractivas amplitudes. El expositor de dulces deja anonadado a los dulceros de tomo y lomo. Con precios que de entrada parecen de broma. Módicos a ciencia cierta. La variedad de cafés, los batidos helados, los zumos… Y si prueba el lector la especialidad de la crema de café helado, es seguro que regresará a las primeras de cambio. ¡Delicioso!

Pues bien: acertará pudiendo una merendona para dos que puede consistir, en una de sus múltiples variantes, en tres donuts de sabores variados, una caña de crema y un pequeño dulce de hojaldre, además de un café -del tipo que desee- y una crema de café helado… O variando los tipos de café… ¡Todo por 5 euros! Porque la unidad de los dulces están sujetos a ofertas permanentes que abren los ojos -como platos- a los amantes de la pastelería.

Llega el tiempo de los cielos despejados y de las salidas a primera hora de la tarde para estirar la mente. En Sanlúcar, por ejemplo -iremos proponiendo otras alternativas siempre excelentes-, encontramos la prueba del algodón del buen gusto. Nunca mejor dicho lo del buen gusto. El que se nos queda en el paladar para contento nuestro.

¡Merendona para dos por 5 euros!
Comentarios