viernes 17/9/21

Toros: En El Puerto el mano a mano de Manzanares y Aguado resulta entretenido

José María Manzanares y Pablo Aguado cortan dos orejas cada uno con toros de Juan Pedro
Manzanares a la verónica en El Puerto
Manzanares a la verónica en El Puerto

Plaza de toros de El Puerto de Santa María (Cádiz), 8 de agosto de 2021. Corrida de mano a mano organizada por la empresa Circuitos Taurinos, correspondiente al cuarto festejo de abono en la mini temporada de verano 2021. Cielo soleado con brisa. Lleno del aforo permitido. Preside Rafael Carrero. Ameniza la Banda “Maestro Dueñas”, dirigida por Javier Alonso.

Se lidian toros de Juan Pedro Domecq (hierro que pasta en El Castillo de las Guardas, Sevilla), con pesos entre 495 y 585 kilos, de presencia correcta, escasez de fuerzas y juego diverso. En el arrastre, el quinto es ovacionado y el segundo, aplaudido.

  • José María Manzanares, pinchazo y entera desprendida; ovación saludada. Pinchazo al volapié y honda caída con vómito; ovación saludada. Gran estocada recibiendo; dos orejas.
  • Pablo Aguado, cuatro pinchazos, honda desprendida y dos descabellos, con aviso; ovación saludada. Honda desprendida; ovación saludada. Pinchazo hondo en su sitio; dos orejas.
  • Enrique Chapurra actúa como sobresaliente.

Incidencias: se interpreta el Himno Nacional con las cuadrillas formadas antes de romper el paseíllo. Entre los subalternos, destacan la actuación de los picadores Mario Benítez (en el cuarto) y de Sánchez Morán (en el quinto) y las de los banderilleros Mambrú (en el primero), Iván García (en el segundo), José Chacón (en el tercero) y Duarte y Blázquez (en el quinto). Los dos toreros salen de la plaza a pie.



Vuelve a faltar don Rafael Comino en el palco presidencial por una segunda indisposición y pensamos que las prisas en la recuperación no son buenas. Fuera, en el ámbito espacial de acceso a la plaza hay convocada a la misma hora una manifestación taurina, que se preveía multitudinaria y que en realidad congrega a las personas que caben en un aula de Educación Infantil, pero son suficientes para molestar con sus bramidos a los espectadores y a los protagonistas de un espectáculo legal, que incluye en su composición artística los momentos de silencio: silencio cuando el Himno Nacional o cuando un minuto por los fallecidos y silencio cuando se está preparando la fase artística de una faena en la que un hombre se juega la vida.

Si un espectador pide la devolución del dinero de su entrada por mercancía defectuosa, suponemos que el empresario lo podrá repercutir a la Administración, por haber autorizado un funcionario ignorante, irresponsable e insensible una contramanifestación, en mismo tiempo y espacio, a la manifestación de un acto legal que paga impuestos. En España existe el derecho de manifestación, pero no el derecho de contramanifestación (¿entendido, señores gobernantes?).

1 Paseíllo del mano a manoPaseíllo del mano a mano

José María Manzanares

Manzanares, de azul purísima y oro, a su primero, con cuajo y bravo, lo recibe a porta gayola para darle larga cambiada que repite en el mismo terreno, seguidas de verónicas en los medios. El toro va al caballo desde algo lejos y se ponen bien las banderillas. La faena tiene una parte principal con la diestra de pases con calidad pero de series cortas; con la izquierda el toreo es pausado, muy propio de este torero, lo que consigue que el toro vaya bien hasta que empezó a defenderse.

2 Manzanares a porta gayolaManzanares a porta gayola

En su segundo, bonito, volvió a recibir otra vez con larga cambiada a porta gayola (o a porta caveola, o a puerta de toril), en gesto doblemente inédito del torero alicantino; el bicho se va abanto y luego lo recoge para gran lanceo avanzando con verónicas de mano baja. Tarda en ir hacia el picador y al final no es picado porque le da vueltas al caballo y lía a su jinete.

Tras un buen tercio de garapullos, inicia faena directamente con dos tandas largas de trazo largo en los medios; con la izquierda vuelve a pases pausados, como en el primero, pero la embestida no es muy regular, por lo que alarga la serie; de nuevo a diestra, lo lleva a tablas con pases ayudados y con pases por la cara. La música que ha acompañado pertenece al Concierto de Aranjuez y hay aplausos a la banda.

4 Manzanares de frenteManzanares de frente

A su tercero, mulato que se emplaza, le aplica un saludo con lentitud y compás de tablas a medios con chicuelina manzanarista, o sea, de mano baja. Lo lleva a la vara lanceando y lo deja en suerte, con chicuelina artística, para que acuda de lejos a hacer gran pelea, metiendo los riñones y empujando abajo entre aplausos, y mientras recibe la puya levanta al caballo; es de lo mejor que se ha visto en varas de hace tiempo en cuanto a toros se refiere y las palmas llueven al picador.

Los banderilleros brillan pero Chacón no se queda atrás y ve aplaudida también su labor lidiadora. Hay un gran comienzo de faena en los medios, con el toro alegre y humillador en dos tandas ligadas y aplaudidas; con la izquierda sigue la ligazón pero el burel va peor, por lo que torna pronto a diestra y aunque sigue la humillación el animal se va cerrando más a cada pase; le da largura en el nuevo cite pero el recorrido es cada vez más corto y al final protesta; por la izquierda, otra vez, los pases salen de uno en uno y bajando la mano, yendo a menos y hacia las tablas.

Pablo Aguado

Aguado, de sangre de toro y oro, a su primero, mulato, lo recibe también a porta gayola (en réplica a Manzanares) con larga cambiada pero se va abanto y tiene que ir a los medios para retenerlo, lo lancea y remata con media de mano baja. Lo lleva al caballo por delantales pero tarda en ir y luego le tapan la salida, perdiendo finalmente las manos. Lo de Iván García es lucimiento por actuación.

Comienza por doblones y pierde las manos pero siguen los doblones hasta el de pecho, arrancando ya aplausos y sigue una tanda a media altura; por el pitón izquierdo salen los pases de uno en uno y a media altura pero con recorrido y armonía; sigue otra serie igual, rematada con ayudado por alto y trinchera, y otra, más ligada con molinete bajo; la preparación va por ayudados y el último, original, es de rodillas. Los cuatro subalternos acompañan en el ruedo al matador cuando los descabellos; que en corrida de mano a mano cada matador deba llevar cuatro subalternos no significa que pueda sacar los cuatro juntos en un mismo toro.

5 Aguado a porta gayolaAguado a porta gayola

A su segundo, bonito, después de algunos alcances lo somete a brega hacia el centro y ahí lo deja con dos medias. En el caballo el toro es bien cogido y hace una pelea digna, con lo que el picador es aplaudido mientras se va. El tercio de banderillas no es de los mejores en una tarde de grandes pares. Después de unos doblones semigenuflexos va a los medios con el toro cabeceando, por lo que tiene que aplicar un toreo pausado; en la siguiente tanda se va quedando pero lo resuelve bien acortando distancias; con la izquierda el toro va entrando y hay tanda ligada pero en la siguiente se va quedando; con la derecha torea en corto pero el animalito decide rajarse y se acula en tablas, donde su lidiador lo reta de rodillas.

En su tercero, antes de salir hay palmas por bulerías para animar al torero; el saludo, de tablas a medios, termina con media de rodillas. Tarda en ser llevado al caballo pero mete lo riñones y empuja abajo, por un momento, bajo puya medida. Quita Pablo por chicuelinas en la boca de riego pero es corneado aunque se levanta y sigue por el mismo palo con media y gran ovación rematada  por bulerías.

6 Aguado al naturalAguado al natural

En banderillas, cae una en el tercer par y hay una ovación (moderación, señores, moderación). Brinda al público y lleva la montera a tablas y de tablas saca al animal hacia el tercio con aliño, para seguir con tanda breve, aplaudida, y otra a media altura; cita de largo y cambia sobre la marcha de mano en serie ligada y nuevamente aplaudida, por lo que sigue con la izquierda una y otra vez pero ya al final con ayudados de uno en uno; con la diestra ejecuta capeína para serie semiligada en que se va quedando, hasta que amenaza con rajarse. Las notas de La Concha Flamenca han pasado esta vez de Manzanares a Aguado y cómo resuenan en la Plaza Real; vuelve a haber aplausos a la banda. La segunda oreja puede parecer a muchos excesiva.

Ha sido una tarde de un clásico mano a mano, entretenido y con cierto nivel de competencia en toreros que no discrepan mucho en sus estilos. Ha terminado el último festejo de la mini temporada que la empresa ha preparado para 2021. Cuatro festejos seguidos suenan a algo forzado, pueden resultar un poco trabajos de seguir sobre todo si no se trata de días festivos. ¿No se podrían haber programado a lo largo de dos fines de semana, al menos? Esperemos que la temporada 2022 se nos presente más nutrida y con una programación más distendida.

Toros: En El Puerto el mano a mano de Manzanares y Aguado resulta entretenido