lunes 10/5/21

Mamen otros tres años más en Jerez

La labor de la prensa ante los Gobiernos es de controlar su gestión, nunca debiéndose a los gobernantes, sino a los gobernados

Mamen otros tres años más en Jerez

La labor de la prensa ante los Gobiernos es de controlar su gestión, nunca debiéndose a los gobernantes, sino a los gobernados

El 26 de mayo del 2019 fue el día en que Mamen Sánchez ganó sus primeras elecciones en la ciudad, y es que gobernó los cuatro anteriores pero habiendo perdido los comicios, y teniendo que llevar a cabo un acuerdo con Ganemos, que entonces era Podemos (ya se pelearon), y de Izquierda Unida (que ya, casi ha desaparecido, es solo un anexo más dentro de Podemos en Adelante Jerez). Muchos lo llamaron el pacto de los perdedores, un pacto que sirvió para derrotar fuera de las urnas a María José García-Pelayo, actual diputada nacional y presidenta de los populares en Jerez.

Un año hace desde que Mamen Sánchez y sus acólitos celebraron por todo lo alto una victoria frente a un Antonio Saldaña, al que le faltó muy poco para haber tomado el bastón de mando de la ciudad, y es que hubiera bastado que VOX alcanzara unos 300 votos más, y podría haberse llevado a cabo el mismo acuerdo que gobierna la Junta de Andalucía y que ha alcanzado el primer superávit económico de su historia, y es que cuando no se va el dinero en "coca y putas" se ahorra bastante.

Si antes hacía y deshacía a su antojo y no había resultado vencedora, sino que era una alcaldesa perdedora, hace un año que sí es alcaldesa por la gracia de los jerezanos, y si el portal de transparencia donde se deben introducir los contratos públicos era de risa, ahora ya ni existe. No encontrarán ahí desde hace años el dinero que se gasta en publicidad con dinero de todos. Una auténtica desfachatez. Y es que lavar la imagen cuesta dinero, a algunos más que a otros,... no todos los pies se amoldan a los zapatos de la legalidad y la transparencia.

Jerez no es territorio para vaqueros sin pistola, y Mamen Sánchez lo sabe bien. Es de los políticos de "estás conmigo o contra mí", no entiende la libertad de prensa, la repudia, la escupe y dispara con balas de fogueo a sabiendas que ella no las paga, sino que lo hacen los vecinos de esta bendita tierra del Oeste Andaluz. Gracias a Dios y a la señora Constitución, hay cosas que no se compran con dinero público, y la dignidad de muchos profesionales de la comunicación está muy por encima. La labor de la prensa ante los Gobiernos es de controlar su gestión, nunca debiéndose a los gobernantes, sino a los gobernados. Que ningún político olvide que algún día volverá a ser ciudadano, y sus fechorías no se olvidan, se quedan. Lo dicho, Mamen otros tres años en Jerez.

Mamen otros tres años más en Jerez