domingo 26/9/21

Mala Rodríguez: "Si queréis estar al nivel de un hombre, no tengáis hijos"

Mala Rodríguez ha confesado algunos dramas y vivencias vitales a lo largo de las páginas de su libro 'Cómo ser Mala', donde se muestra con sinceridad y sin tabujos
Diseño sin título (2)
Mala Rodríguez

Mala Rodríguez sacó a la venta su primer libro, titulado 'Cómo ser Mala', el pasado 30 de junio y, desde entonces, no han parado de salir polémicas acerca de sus muchas afirmaciones que confiesa a lo largo de las páginas del mismo. Temas como el feminismo, el dinero, su opinión sobre otros artistas y sus influencias musicales son tratados en el texto.

Haciendo referencia a sus experiencias pasadas, Mala Rodríguez se remonta a su infancia. La artista explica que fueron "una familia rara y enriquecedora, desestructurada y molona, pioneros y aventureros". "Ahora sé que cada vez que alguien no quería compartir el ascensor con nosotros o llamaban puta a mi madre a sus espaldas nos hacían más fuertes”, confesaba.

Los problemas económicos en el seno familiar también hicieron mella en su vida, “nunca tuvimos dinero, me acuerdo de ir al banco y pensar en engañar al cajero para que no nos reconociera". Sin embargo, admite que su madre trabajaba mucho, aunque estuvieran siempre "sin un duro".  

Debido a esto, Mala Rodríguez se sincera sobre su relación con el dinero, declarando que "ha sido de amor y odio". Así, cuando empezó a tener reconocimiento como rapera y tener ingresos, quiso "aliviar las penas" de su madre, aunque especifica que "no existe una educación financiera para los que venimos de abajo" y "es muy difícil salir del bucle”.

En cuanto a su padre, ha reconocido que "siempre fue como un fantasma" y que "jamás lo he buscado, no lo he querido ver ni encontrármelo nunca, pero he tenido su espectro siempre presente”. 

Además, Mala Rodríguez vivió una relación de maltrato. "Yo solía ser un pájaro libre, pero me casé", explica en el libro antes de concretar que "no es fácil salir de una cárcel, sobre todo psicológica: yo estaba totalmente presa, llegué incluso a pensar que follar sin querer era lo normal".

Mala Rodríguez lo tiene claro: "Marx era un hijo de puta"

A su juicio, en el mundo del rap lo que hace falta es tener "estilo y cojones", "da igual si eres hombre, mujer o extraterrestre" porque afirma que "la gente no entiende nada". "Nunca he querido que me etiqueten de víctima", deja claro antes de reivindicar que las niñas deben leer a Barba Azul antes que a cuentos de princesas.

Defendiendo la influencia musical que ha recibido de “la Jurado y la Lola Flores", Mala Rodríguez no tiene ningún problema en soltar frases polémicas como que "Marx era un hijo de puta" porque ella "nunca he dejado de querer ganar dinero". 

Liberada en el sexo, como ella misma defiende, la artista explica que "lo mejor que puedes hacer si somos todas unas putas es ser tu propio chulo”. También confiesa que "no soy de tríos ni de orgías, creo que mi déficit de atención no me deja disfrutarlos”.

Su tipo de feminismo pasa por hacer frases como que “si queréis estar al nivel de un hombre, no tengáis hijos. Yo siempre lo digo, muy rabiosa, porque hay que saberlo”. Sin embargo, el feminismo estaría lejos de esa afirmación.

 

Tampoco deja fuera opinar sobre otros artistas. “C. Tangana es el chico al que quieres presentar a tu madre. Como un meme de gatitos”. Sobre Residente critica que haya sido acogida su canción 'René', declarando que "aparece Residente cantando su canción con ese sentimiento y todo el mundo le come los huevos en plan: “¡Oh! Joder, cómo es de bueno”. Y tú piensas: “Pero si eso lo llevamos haciendo las mujeres toda la puta vida y en silencio. ¿Por qué le aplauden? Porque llora, porque es padre y cuida de sus hijos, ¿por eso hay que aplaudir?”.

Mala Rodríguez: "Si queréis estar al nivel de un hombre, no tengáis hijos"