lunes. 27.06.2022

Estos son los 3 alimentos que se pueden comer con moho según la OCU

Alimentos que puedes comprar en supermercados como Alcampo, Mercadona, Carrefour o Lidl tienen esta cualidad
Estos son los 3 alimentos que se pueden comer con moho según la OCU
Estos son los 3 alimentos que se pueden comer con moho según la OCU

La OCU (Organización de Consumidores y Usuarios) cumple constantemente una rigurosa investigación acerca de los alimentos y productos, nuevos o no, en pro de informar a los compradores, con el objetivo de que tomen mejores decisiones de compra en lo que a salud se refiere, ya vivas en Jerez de la Frontera o en Bilbao.  

Ahora bien, cuando dicha organización sin fines de lucro expresa que se encarga de estudiar intensamente cualquier tipo de producto o alimento, incluye tanto a los más comunes como a los más insólitos; por ejemplo, aquellos que se puedan consumir aunque estén ligeramente vencidos, o en su defecto, mohosos.

En tal sentido, en este artículo evidenciamos cuáles son los tres alimentos que se pueden comer con moho según la OCU, los cuales puedes adquirir en supermercados como Alcampo, Mercadona, El Corte Inglés o Lidl y más información relevante, así que continúa leyendo.

Alimentos mohosos: ¿peligrosos?

¿Qué si los alimentos con moho son peligrosos? En la mayoría de los casos, sin embargo, esto es muy común dentro de cualquier nevera o despensa, y a veces hasta imperceptible para el ojo humano.

Al comprar hortalizas o frutas, estas rápidamente comienzan a oxidarse, y a las pocas semanas ya tienen una suave capa de moho. De igual forma sucede con el carbohidrato más buscado en cualquiera de sus presentaciones, el pan, que experimenta cambios químicos debido a la luz, la humedad y calor antes de presentar esos parches obscuros de moho; y así pasa con la mayoría de alimentos perecederos.

Los tres alimentos que se pueden comer con moho según la OCU

El moho es una capa velluda que crece en forma de hilo, y que al entrar en contacto con las manos desprende una capa de polvo. Este pertenece, según la biología, a los organismos eucariotas llamados Fungi, es decir, hongos.

Ahora bien, si hay víveres o alimentos en estado de enmohecimiento, lo mejor es deshacerse de ellos, ya que ponen en riesgo la salud. Cuando estos comienzan a descomponerse liberan micotoxinas, compuestos tóxicos que son tremendamente peligros.

¿Tiene moho? No consumir

En efecto, no consumir comida mohosa es lo más sensato y saludable.

Cabe considerar que este no solo aparece en los vegetales, frutas o panes, también lo hace en alimentos procesados o más pesados como las carnes cocidas, las mermeladas frutales, las cremas a base de leche o verduras, la mantequilla o natas similares, las salchichas y mortadelas, sopas, pastas, arroces, entre otros. Al ser alimentos húmedos están más expuestos a los compuestos tóxicos mencionados anteriormente.

Hay ciertas excepciones

Sí, leíste bien, hay alimentos que se pueden consumir aunque estén enmohecidos, según la OCU. En su artículo “Se quita el moho y se come el resto. #NoCuela”, la organización comunica que es mejor tirar aquello que se encuentra en descomposición que consumirlo, ya que “el moho en los alimentos es la señal visible de un deterioro que también tiene manifestaciones invisibles peligrosas para la salud”.

En relación, afirman que los riesgos debido a este hongo son dos: En primer lugar, la producción de sustancias tóxicas que pueden generar cáncer y ciertas alteraciones genéticas; y en segundo lugar, la capacidad para crear bacterias patógenas que el ojo humano no puede detectar.

Sin embargo, la OCU también afirma que, según sus indagaciones y comparaciones, hay 3 excepciones específicas:

1.El jamón y los embutidos curados

Fanáticos del jamón, pueden estar tranquilos. En cuanto a los embutidos curados, son todos aquellos elaborados a partir de una mezcla de carne picada, especias y condimentos varios, sometidos a un proceso de maduración que radica en dejarlos secar hasta que obtienen una consistencia apropiada; por ejemplo: los chorizos, los salames, el salchichón, la longaniza y el lomo ahumado.

Eso sí, aquí no entran los embutidos cocidos como la mortadela, las salchichas, el fiambre, entre otros. Así pues, en ambos casos solo hay que retirar la capa de moho, enjuagar y consumir.

Los tres alimentos que se pueden comer con moho según la OCU

2.Los quesos duros

El queso siempre será el acompañante más versátil en los desayunos y, sobre todo, en las cenas; tanto en comidas dulces como saladas.

Ahora bien, cuando abras la nevera y lo encuentres enmohecido, debes recordar lo siguiente: si es queso duro puedes retirarle la parte afectada y consumirlo.

Según la OCU, este tipo de queso “tiene poca humedad”, por lo que recomienda quitar al menos 2 centímetros alrededor y por debajo de la zona afectada para poder comerlo.

Dentro de este marco, la organización aclara en su artículo que los quesos azules como: cabrales, roquefort y gorgonzola, se pueden ingerir porque estos están elaborados con hongos buenos, pero que hay que estar muy pendientes de aprender a distinguir ese hongo bueno del malo.

Los tres alimentos que se pueden comer con moho según la OCU

3.Vegetales turgentes

La zanahoria, el pimiento y el repollo están aprobados por la OCU para ser consumidos tras estar enmohecidos. Simplemente debea aplicar el mismo procedimiento de quitar al menos 2 centímetros de piel alrededor y por debajo del vegetal.

Los tres alimentos que se pueden comer con moho según la OCU

Es momento de actuar diferente

Con la finalidad de ayudar al consumidor, la OCU se mantiene vigente en cuanto a responsabilidad de investigación y análisis, procurando el bienestar de este. En virtud de ello, deja en claro que para evitar el indeseable moho hay ciertas consideraciones a tomar en cuenta antes y después de la compra semanal o mensual.

  • En primer lugar, evita comprar alimentos que presenten cierto grado de descomposición; por ejemplo: un racimo de banana donde varios estén en mal estado.
  • En segundo lugar, no lleves la comida mohosa a la nariz, ya que esto podría causar daños respiratorios por inhalación de hongos tóxicos.
  • En tercer lugar, compra alimentos en cantidades discretas para evitar la rápida oxidación de los mismos.
  • En cuarto lugar, higieniza el interior del refrigerador o nevera con cierta frecuencia; esto para impedir la acumulación de moho en su interior.
  • Y por último, si encuentras un alimento enmohecido, sácalo e inmediatamente lava aquellos que estuvieron cerca de él.

Los tres alimentos que se pueden comer con moho según la OCU

Así pues, mantener la salud siempre debe ser el objetivo, y para ello debes actuar diferente.

Estos son los 3 alimentos que se pueden comer con moho según la OCU