lunes. 15.07.2024
Antoñito Cordero marcó el gol del ascenso a Segunda División del Málaga CF
Antoñito Cordero marcó el gol del ascenso a Segunda División del Málaga CF

Puede resultar irónico que, en tan solo unos segundos, se resuelva el sueño que ha mantenido viva a toda una ciudad. Puede y lo es, de hecho. Pero así fue y es algo que nadie podrá arrebatarle ya a ese chaval de 17 años que le ha curado la fe a una afición que ha tenido que sufrir mucho para volver a creer en los finales felices. Nacido en Jerez de la Frontera, Antoñito Cordero es el nuevo héroe del Málaga Club de Fútbol.

Alguien tenía que salvar al Málaga CF en esa fatídica noche de sábado y apareció él, un juvenil que ni siquiera ha cumplido todavía la mayoría de edad. El sentimiento blanquiazul estaba agonizando, al borde de despedirse definitivamente de ese único momento en el que se habían imaginado durante meses. Volver al fútbol profesional no iba a ser posible, al menos no este año.

Antoñito Cordero después de marcar el gol del ascenso del Málaga CF
Antoñito Cordero después de marcar el gol del ascenso del Málaga CF

El nuevo pequeño gran héroe del Málaga CF

Sin embargo, toda buena historia necesita tener un final épico para ser recordada y, sobre todo, admirada, y la de los malaguistas no iba a ser menos. Tan solo necesitaban que alguien se pusiera la capa que ya habían tejido Ochoa y Dioni con un hilo que acabó enredado en las cuerdas de la portería del Nástic.

En el minuto 122 ya nadie creía que ningún valiente se atrevería a cogerla y enfundársela, pero hasta en las noches más oscuras hay una lámpara capaz de dar algo de luz y, por supuesto, un genio que sale de ella. Antoñito estaba a punto de convertirse en él y toda Tarragona iba a iluminarse con un tono blanquiazul que llegó hasta el rincón más escondido de Málaga.

Antoñito celebrando el 2-2 del Málaga CF ante el Nástic
Antoñito celebrando el 2-2 del Málaga CF ante el Nástic

Antoñito Cordero, un jerezano de 17 años

Quién le iba a decir a ese pequeño, nacido en Jerez de la Frontera en el año 2006, que llegaría a ser todo un héroe para los vecinos de la provincia de al lado. Antonio José Cordero Campillo, un nombre que va a desaparecer de todas las conversaciones que se tengan en el Costa Daurada, pero que estará en boca de muchos, durante años, en la Costa del Sol.

Sus primeros pasos como futbolista los dio en el Jerez Alternativa, bendita la hora en la que Rafael Choquet, ex jugador del Cádiz en Primera División, apostó por él. De ahí se fue a la cantera gaditana y, posteriormente, tres años en el Sevilla. Sin moverse de la capital andaluza, Antoñito acabó en el Betis para, un año más tarde, empezar su historia con el Málaga tras un veto que le impidió volver al Sevilla.

Con solo 16 años ya podía presumir de haber debutado en Primera RFEF, nada menos que en La Rosaleda y con victoria ante el Atlético. 12 goles con el filial y 16 intervenciones en encuentros de temporada regular con el primer equipo podrían haber sido el resumen de su temporada. En cambio, un ratito más en Tarragona, en plena final del play off de ascenso a Segunda División, le fue más que suficiente para hacer historia.

Jugadores del Málaga CF celebrando el ascenso
Jugadores del Málaga CF celebrando el ascenso

"Esto es el Málaga y nuestra gente se lo merecía"

No fue titular y ni siquiera habría sido una opción para Sergio Pellicer de no ser porque el partido se fue a la prórroga. En una situación desesperada, ya con un 2-0 en contra y con la urgencia de marcar dos goles en apenas minutos, Antoñito saltó al césped del Costa Daurada en el minuto 100 dispuesto a hacer que todos los presentes le temieran y tan solo unos pocos, 528 para ser exactos, le amaran como nunca se habrían imaginado.

Probablemente el 122 será ese número que, por muchos años que pasen y los otros muchos buenos recuerdos que le regale el fútbol, siempre le pondrá la piel de gallina y le saque esa típica sonrisa tonta que ninguno sabemos camuflar.

Tampoco la mayoría de nosotros olvidaremos las primeras palabras que escuchamos de este nuevo héroe malaguista después de darle a los blanquiazules su ansiado ascenso: "Llevaba mucho tiempo soñando esto y qué mejor manera que marcar el gol del ascenso. Kevin me ha dicho en el descanso que iba a marcar el gol del ascenso. Larrubia también me había dicho que lo iba a marcar. Ha sido inexplicable, la verdad. Esto es el Málaga, aquí ningún compañero se rinde. Nuestra gente se merecía que llevásemos al Málaga a Segunda".

El jerezano de 17 años que se formó en el Betis y llegó al Málaga CF para creer en los...