lunes. 15.07.2024
Aficionados del Unicaja Baloncesto en el pabellón Martín Carpena de Málaga
Aficionados del Unicaja Baloncesto en el pabellón Martín Carpena de Málaga

En Málaga han vivido dos jornadas de infarto en las que el Unicaja Baloncesto se jugaba toda su vida en el play off de la Liga Endesa. Por si fuera poco, todo esto ha ocurrido fuera de casa, puesto que los de Ibon Navarro se vieron obligados a ganar los dos partidos de las semifinales ante el público del UCAM Murcia y así lo hizo, pese a las muchas dudas que despertaron las dos derrotas en el pabellón Martín Carpena.

A este Unicaja hay que dispararle más de un par de veces para asegurarnos de que está muerto. De lo contrario, puede que saque fuerzas de donde aparentemente no quedaban e intente volver a la vida, aunque tenga que llevarte por delante para conseguirlo. En Murcia fueron testigo de ello, pero de nada sirve si no terminan de rematar a su rival en casa, ante los suyos y un lleno del pabellón que promete el mejor ambiente jamás vivido en la Costa del Sol.

Aficionados del Unicaja Baloncesto en el Martín Carpena
Aficionados del Unicaja Baloncesto en el Martín Carpena

Unicaja, Málaga y las gradas a rebosar en el Martín Carpena

La de este miércoles, 5 de junio, promete ser una jornada de baloncesto que muy difícil olvidarán en Málaga. A partir de las 20:30 horas, los de Navarro se fundirán con la grada para intentar que el UCAM no tenga, ni siquiera, una mínima oportunidad de ser quienes se den cita ante el Real Madrid para disputar la final de la Liga ACB.

 No queda otra que saltar a la cancha como si este fuera el último partido de la temporada y hubiera que poner en ella todo lo que queda de cada jugador. De nada vale guardar fuerzas para una hipotética final, todo lo que importa está en juego en este quinto partido de las semifinales y nadie está dispuesto a quedarse a las puertas del sueño de todos los cajistas.

Ibon Navarro: "Estábamos en la UCI y nos veíamos muertos"

Si hay alguien que sabe de salvarse de las peores situaciones ese es, sin lugar a dudas, el Unicaja de Ibon Navarro. Ya lo vimos en Murcia, y no una vez, sino dos, después de que el equipo se hubiera "desconectado mucho de este play off", como opinó el propio técnico del conjunto malagueño.

"Un gran porcentaje será culpa mía", reconoció. "Nos hemos conectado después de estas dos derrotas, cuando estábamos ya en la UCI y nos veíamos muertos. Hemos ido encontrando jugadores poco a poco, no a todos. A ver si recuperamos jugadores que los vamos a necesitar, porque algunos siguen sin estar", quiso destacar de cara al partido de este miércoles.

Ibon Navarro, entrenador del Unicaja Baloncesto, durante el partido ante el UCAM Murcia
Ibon Navarro, entrenador del Unicaja Baloncesto, durante el partido ante el UCAM Murcia

También refiriéndose a ese quinto encuentro, Navarro aseguró que cuando se juega contra un equipo tantos días, te puede "sorprender en los primeros partidos, pero aquí como se aprende es jugando". "Y todavía nos siguen haciendo cosas que debemos controlar mejor, pero es que las hacen muy bien", puso en valor refiriéndose al rival.

"Necesitamos todo el apoyo de nuestra gente"

Tras ese cuarto partido ante el Murcia también se pronunció Juanma Rodríguez, director deportivo del Unicaja, atendiendo a los micrófonos de Cope Málaga, quien reconoció que la situación estaba "muy difícil". "Hemos conseguido ganar aquí dos partidos, que ya habéis visto que no es fácil; pero no hay nada hecho. Hay que recordar que Murcia ha ganado sus dos partidos fuera de casa. Es un equipo que no se rinde, que pelea, lo tienes que ganar muchas veces", recordó.

"Ahora nos olvidamos de lo que pasó en los dos primeros partidos, donde estábamos todos en shock, el segundo sobre todo", afirmó. "Ni podíamos matar a los jugadores tras el segundo, ni ahora en un pedestal por haber ganado en Murcia. Queda una batalla durísima, concentrados y preparados, tratando de parar las cosas que ellos hacen muy bien", añadió Rodríguez con contundencia.

UCAM Murcia 79-88 Unicaja Baloncesto
UCAM Murcia 79-88 Unicaja Baloncesto

Por último e insistiendo en ese decisivo duelo que se vivirá en el Martín Carpena, el director deportivo cajista recalcó que la gente debe esperar "un partido muy complicado y difícil". "Necesitaremos todo el apoyo de nuestra gente, porque enfrente tenemos un rival que no se rinde nunca, invicto fuera de casa, con cuatro de cuatro. Tenemos una batalla muy difícil y un reto muy complicado", concluyó con cierto tono esperanzador.

Un Unicaja Baloncesto casi muerto buscará salir de la UCI en Málaga