domingo. 26.06.2022

Andalucía mantiene el cierre interprovincial hasta el 19 de marzo

La Junta de Andalucía, tras la reunión con el comité de expertos, ha decidido prorrogar las medidas restrictivas de movilidad con excepciones
Juanma Moreno, presidente Junta de Andalucía
Juanma Moreno, presidente Junta de Andalucía

La Junta de Andalucía ha decidido prorrogar desde las 0:00 horas de este viernes 5 de marzo las medidas restrictivas sobre movilidad y horarios vigentes para frenar la propagación del Covid-19. Así, estas medidas se mantendrán como mínimo hasta el próximo 19 de marzo a las 0:00 horas.

Estas medidas restrictivas de movilidad incluyen el cierre perimetral de la comunidad autónoma, limitación de movilidad entre las provincias de Andalucía y mantener el toque de queda entre las 22:00 y las 6:00 horas.

Así se recoge en el Decreto del Presidente 8/2021, de 4 de marzo, por el que se prorrogan las medidas establecidas en el Decreto 2/2021, de 8 de enero, por el que se establecen medidas en el ámbito de la Comunidad Autónoma de Andalucía en aplicación del Real Decreto 926/2020, de 25 de octubre, por el que se declara el estado de alarma para contener la propagación de infecciones causadas por el SARS-COV-2, y se modifica parcialmente el mismo.

El decreto, consultado por El Mira, ha entrado en vigor tras su publicación, este jueves; en una edición extraordinaria del Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA), y se adopta tras la reunión del Consejo de Alertas de Salud Pública de Alto Impacto celebrada este pasado miércoles, 3 de marzo.

Medidas prorrogadas

Con este decreto se prorrogan "en toda su extensión" las medidas adoptadas en el citado decreto del presidente del 8 de enero; por el que se establecen medidas en el ámbito de la comunidad autónoma de Andalucía en aplicación del Real Decreto 926/2020, de 25 de octubre, por el que se declara el estado de alarma para contener la propagación de infecciones causadas por el SARS-COV-2, modificado por el Decreto del Presidente 3/2021, de 15 de enero.

Por tanto, se mantiene el cierre perimetral de la comunidad autónoma de Andalucía y de todas las provincias. Así como la limitación de la circulación de las personas en horario nocturno; en la franja horaria que transcurre desde las 22,00 hasta las 6,00 horas, "como medida específica de contención y prevención".

Asimismo, se mantiene la restricción perimetral de los municipios con más de 500 casos de Incidencia Acumulada a 14 días y la aplicación del Nivel de alerta 4 grado 2 si un municipio supera una incidencia de 1.000 casos a 14 días, "salvo en aquellos municipios con 1.500 o menos habitantes, en los que será necesario una Evaluación de riesgos específica por parte del Comité Territorial de Alerta de Salud Pública de Alto Impacto".

De cuatro a seis personas en una reunión

Como novedades, se autoriza la permanencia de grupos de hasta seis personas como máximo --salvo que se trate de convivientes--; "en espacios de uso público, tanto cerrados como al aire libre", a excepción de velatorios y entierros.

Esta limitación a un máximo de seis individuos "no afectará a la confluencia de personas en instalaciones y establecimientos abiertos al público; que cuenten con un régimen aprobado por la autoridad sanitaria", según precisa el decreto del presidente.

Igualmente, "la permanencia de grupos de personas en espacios de uso privado queda condicionada a que no se supere el número máximo de seis personas; salvo que se trate de convivientes".

Si bien no están incluidas en esta limitación "las actividades laborales, institucionales, educativas y universitarias; ni aquellas para las que se establezcan medidas específicas en la normativa aplicable".

En "el caso de las agrupaciones en que se incluyan tanto personas convivientes como personas no convivientes", el número máximo permitido en "espacios de uso público, tanto cerrados como al aire libre", y en "espacios de uso privado", será de seis personas, "a excepción de los espacios cerrados de hostelería y restauración, en los que no se podrá superar el número máximo de cuatro personas".

La pandemia alcanza la fase "meseta" en Andalucía

El decreto justifica la adopción de estas medidas "teniendo en cuenta que la situación epidemiológica y de presión asistencial" en Andalucía "tiende a estabilizarse"; pero "los niveles continúan siendo altos con registros similares a los obtenidos durante la primera ola del mes de marzo de 2020".

De igual modo, el decreto explica que la incidencia acumulada de las Pruebas Diagnósticas de Infección Activa (PDIA), a 14 días y de siete días, "refleja que la pandemia en nuestra comunidad autónoma se encuentra en fase de meseta, pero los niveles de presión asistencial se mantienen en UCI por encima del 20%".

Además, "la opinión de los equipos técnicos y las secuencias genéticas dictaminan que la cepa británica es la causante de un 60% de los positivos en Andalucía"; según confirma el decreto del presidente de la Junta que entra en vigor este jueves.

Andalucía quiere salvar el verano

Una vez asumido que la Semana Santa no gozará de las aperturas de movilidad deseadas, el gran objetivo de la Junta de Andalucía es salvar el verano, algo que el ente autonómico considera fundamental.

El consejero de la Presidencia, Administración Pública e Interior, Elías Bendodo, ha pedido este jueves no precipitarse en la desescalada de las restricciones para gestionar la tercera ola de la pandemia de Coronavirus. Y ha dicho que comparte el criterio de «prudencia» del Gobierno central respecto de la Semana Santa; incidiendo en que lo importante es «evitar la cuarta» oleada.

De cara a la recuperación económica, «el verano es fundamental» para la Junta de Andalucía, según ha indicado Elías Bendodo, en declaraciones a los periodistas; en una comparecencia en Granada tras la firma de un convenio con el Instituto Universitario de Investigación Andaluz de Geofísica y Prevención de Desastres Sísmicos, sobre planificación, preparación y respuesta ante situaciones de emergencia sísmica.

La comunidad autónoma ha iniciado, tras la reunión este pasado miércoles de su comité de expertos, una desescalada de la tercera ola «pero sin bandazos». Y que será «firme y segura», ha valorado Bendodo; para quien «las empresas tienen que tener un verano lo más normal posible».

Andalucía mantiene el cierre interprovincial hasta el 19 de marzo