domingo 5/12/21

La noche de los grandes aspirantes

Varias agrupaciones confirman su condición de favoritas para estar en la Gran Final

La tercera semifinal del Concurso Oficial de Agrupaciones del Gran Teatro Falla había despertado una notable expectación por el buen cartel que reunía sobre las tablas, con varios aspirantes en todas las modalidades a estar presentes en la Gran Final del próximo viernes día 1 de marzo.

Y lo visto y oído sobre las tablas no decepcionó al personal, con buenas coplas, ratos divertidos y un magistral pase del cuarteto de Manolo Morera que vuelve a perfilarse como la mejor agrupación del certamen al igual que ocurriera en 2018.

El coro de Antonio Bayón 'La nueva era' fue el encargado de abrir el telón. Como viene siendo habitual, el grupo mantuvo unas excelentes prestaciones confirmando un año más que vuelve a estar en la pelea. Tiene muchas virtudes como el colorido y la animación y un sello propio que lo hace muy diferente a los demás. Han llegado para quedarse y vista la igualdad todo puede pasar.

La chirigota 'Los morosos' también estuvo a la altura esperada. Estas cosas se ven venir. El pinchazo del año pasado con ‘Los sirenitas’ había dejado muy tocado al personal. Desde clasificatorias dejaron entrever que llegaban con ganas de resarcirse y, probablemente, han rematado la obra más completa desde su irrupción como representantes del sonido añejo. Casi tanto o más que 'Los sereníssimos'.

'Los luceros' volvió a protagonizar un maravilloso despliegue de voces, quizás demasiado estridente en algunos pasajes de su actuación. El repertorio también está a la altura de la apuesta. Se agradece que haya autores que critiquen el formato del COAC sobre las propias tablas y no en otros foros. Igualmente la comparsa ha perdido el sello sencillo de 'Los doce' para ir por el camino de las más 'contemporáneas' y 'modernas'. No es bueno ni malo, cuestión de gustos solo.

El cuarteto de Manolo Morera 'Brigada amarilla (agüita con nojotro)' protagonizó el mejor pase del Concurso. Si la modalidad es difícil, mucho más complicado es conseguir hacer reír con cada golpe. Y este grupo es capaz de hacerlo. Para colmo ha aparecido un nuevo personaje en forma de fantasma que, a buen seguro, dará mucho juego en la Final. Miedo me da.

Una de las sensaciones más agradables de este Concurso es la que viene aportando el coro de Nandi Migueles con 'Ópera Cádiz'. Al igual que Los Molina, Los niños se han resarcido y de qué manera. Posiblemente, uno de los coros más completos del Concurso. Al magnífico conjunto de voces, con algunas recuperadas de antaño, suma una elegante puesta en escena y un repertorio a la par. Candidato a todo.

También candidato a todo Manolo Santander y ‘La maldición de la lapa negra’. La chirigota es una delicia rezumando un gaditanismo que ya apenas cuenta con referentes en este certamen tan internacional. Todo es entrañable y digno de ser revisado, desde el soniquete del pasodoble hasta los movimientos chirigoteros de un grupo que en eso no tiene competencia. Puede ser su año.

La comparsa de Aragón 'La gaditaníssima' volvió a evidenciar que viene a defender el primer premio de 'Los mafiosos' con garantías. Tiene muchas virtudes pero la que más resalta es esa afinación tan cuidada que desde 'Los millonarios' la viene catapultando a lo más alto. El de la Laguna encima sacó su mejor pluma 'pasodoblera' este año para apuntalar sus opciones y anticipar que el gran duelo que se atisba con Martínez Ares de cara al viernes.

Cerró telón la chirigota de Puerto Real 'Si yo dijera lo que pienso'. Se ha ganado por derecho propio el calificativo de entrañable. Solo verlos sobre el escenario y ya hay que quererlos. Cuestionar a estas alturas el trabajo de las agrupaciones es de perogrullo, pero esta viene si me apuran un poco más trabajada que las demás. Hay que ensayar mucho para que nada falle y lo consiguen. Se van a hinchar de hacerse fotos en la calle.

La noche de los grandes aspirantes