jueves. 18.04.2024
Gil Manzano, árbitro del Granada CF - UD Almería
Gil Manzano, árbitro del Granada CF - UD Almería

En la pasada jornada, Granada CF y UD Almería empataron a uno en un resultado que no satisface a ninguno de los dos equipos. Ambos conjuntos necesitaban sumar de tres y el reparto de puntos deja insatisfecho a los dos clubes de Andalucía. En especial al local, que pudo ganar si no hubiese sido por la polémica decisión tomada por Gil Manzano.

El colegiado fue uno de los principales protagonistas del encuentro, sino el que más. Gil Manzano tomó decisiones que dejaron insatisfechos a ambos conjuntos, dejando a Granada CF y UD Almería con la sensación de haber sido perjudicados por la actuación arbitral.

Sin embargo, si uno de los dos equipos tiene más derecho a quejarse por las polémicas decisiones de Gil Manzano es el Granada CF. Mientras que en la UD Almería se quejan por una jugada que, a priori, parece estar bien arbitrada, la actuación del VAR en contra del conjunto local no tuvo lógica alguna.

El partido entre ambos conjuntos era trascendental y valía mucho más que tres puntos. El empate podría ser insuficiente para los dos equipos, que tienen demasiado cercano el abismo de la Segunda División. El cabreo en el Granada CF con Gil Manzano es mayúsculo.

Gil Manzano, árbitro del Granada CF - UD Almería
Gil Manzano, árbitro del Granada CF - UD Almería

Granada CF y UD Almería empataron en la gran final por la permanencia

El encuentro disputado en el Estadio Nuevo Los Cármenes era la gran final por la permanencia para Granada CF y UD Almería. Ambos equipos necesitaban puntuar de tres para seguir con vida en la lucha por evitar los puestos de descenso, por lo que el empate dejó a los dos equipos insatisfechos.

Tras la disputa de la jornada 25 y la cosecha de un punto por parte de ambos equipos, el Granada CF se pone a seis puntos del RC Celta de Vigo, equipo que marca la salida de los puestos de descenso, mientras que la UD Almería se coloca a 12 de distancia, una brecha que parece insalvable.

En el partido, la UD Almería golpeó primero y se adelantó en el marcador gracias al tanto de Marc Pubill. Poco después, el conjunto indálico anotó el segundo tanto, pero el gol de Adrián Embarba no subió al electrónico por fuera de juego.

Ya en la segunda mitad, el Granada CF presionó en busca del empate y lo consiguió, gracias al tanto de Myrto Uzuni. Los últimos instantes del partido fueron de locura, con ambos conjuntos buscando decantar la balanza, pero ninguno de ellos lo consiguió.

La polémica decisión de Gil Manzano en contra del Granada CF

En los últimos minutos del encuentro, el colegiado del partido, Gil Manzano, decidió sancionar con penalti un empujón de Marc Pubill sobre Faitout Maouassa. En el caso de haberlo anotado, el Granada CF habría sumado dos puntos más y se habría llevado la victoria.

Sin embargo, y para sorpresa de muchos, Prieto Iglesias, colegiado que se encontraba a los mandos del VAR, llamó a Gil Manzano para que éste analizase la jugada desde el monitor. Tras chequear la pantalla, el árbitro anuló la pena máxima.

Una polémica decisión que ha traído mucha cola, ya que el contacto de Marc Pubill existe, en una jugada en la que Faitout Maouassa tenía la posición ganada. Si Gil Manzano no hubiese anulado el penalti, el Granada CF podría haber sumado dos puntos más a su casillero.

En la UD Almería también criticaron al colegiado por su polémica decisión en los últimos instantes del partido, cuando Pozo cayó en el área por un supuesto toque de Augusto Batalla. A diferencia de la acción sobre el posible penalti de Marc Pubill, el contacto no existió en la posible pena máxima para los visitantes.

Monumental cabreo con Gil Manzano por la polémica decisión arbitral en contra del...