miércoles. 17.07.2024

El Hospital Costa del Sol ha celebrado una sesión general hospitalaria en el municipio de Málaga, Marbella. En la reunión se ha mostrado cómo "las herramientas basadas en inteligencia artificial pueden aprender y analizar con rapidez enormes cantidades de información". Esta sería sobre "los historiales de pacientes, las pruebas de imagen y de los avances científicos". El objetivo es "ayudar a los sanitarios a ofrecer mejores diagnósticos y tratamientos, mucho más precisos y más personalizados".

Esta ponencia denominada 'Inteligencia Artificial y Ciencias de Datos en Salud' ha sido ofrecida por la catedrática de la Universidad de Granada, María José Martín Bautista. La catedrática es directora el departamento de Ciencias de la Computación e Inteligencia Artificial y pertenece al grupo de Investigación Idbis (Bases de Datos y Sistemas de Información Inteligentes). La misma ha añadido que "en el campo de la salud puede ayudar a los sanitarios con tareas repetitivas o que requieren una gran carga de trabajo de análisis".

Esta conferencia se ha desarrollado en el seno de un acuerdo marco suscrito por la Agencia Sanitaria Costa del Sol (ASCS) y la Universidad de Granada. Así lo han detallado en una nota desde la Junta. La finalidad de la misma es la consecución conjunta de fines y objetivos relacionados principalmente con la Aplicación del Big Data en Ciencias de la Salud.

Este acuerdo recoge la colaboración en proyectos de investigación de carácter público; asesoramiento recíproco en temas de fomento, desarrollo y seguimiento de actividades científicas; cooperación en programas de formación de personal investigador y técnico de ambas instituciones; y organización conjunta de cursos, seminarios, conferencias, entre otras actividades.

Las funciones de la inteligencia artificial en el Hospital

La inteligencia artificial simula procesos de comportamiento humano basados principalmente en el aprendizaje y el razonamiento. En este sentido, la ponente ha destacado que "hay sistemas de inteligencia artificial que también ayudan directamente a los pacientes". Por ejemplo, monitorizando y analizando la actividad de las personas mayores o dependientes a través de sensores no invasivos. Por otro lado, también están los 'chatbots', que "son asistentes de voz que atienden llamadas telefónicas de pacientes con algún tipo de dolencia".

"Estos asistentes son capaces de reconocer posibles enfermedades ante los síntomas que describe el paciente", añade. Además, "después pueden derivar la llamada a un sanitario humano para una atención más personalizada".

"La inteligencia artificial puede ayudar, por ejemplo, en los diagnósticos en países en vías de desarrollo o zonas remotas donde no hay personal médico tan cualificado". Así lo afirma Martín Bautista, que también es miembro de la Asociación Europea para la Lógica Difusa y la Tecnología.

"Hay que tener en cuenta que la inteligencia artificial cada vez estará más presente en nuestras vidas en diferentes ámbitos, incluido el de salud", ha advertido la catedrática. No obstante, "hay que pensar en ella como una aliada tanto del paciente como del sanitario". Esto se debe a que "alivia sobrecargas de trabajo y ayuda a la toma de decisiones", concluye Bautista.

La inteligencia artificial llega al Hospital Costa del Sol en Marbella