sábado. 20.07.2024
Roberto Fernández, pichichi del Málaga CF
Roberto Fernández, pichichi del Málaga CF

Se llama Roberto Fernández, pero ya muchos en La Rosaleda lo recordarán como el jugador que dio alar al Málaga Club de Fútbol para seguir soñando con volver a Segunda División. Se convirtió en el pichichi del equipo durante la temporada liguera y, aún así, a su relación con el gol todavía le queda mucha vida por delante. Ahora, con su doblete ante el Nástic de Tarragona, puede bautizarse también como el mayor artífice del ascenso.

De penalti, recibiendo un centro por la banda tras una pícara jugada de Kevin Medina o atravesando las líneas defensivas del rival por el centro del campo. A Roberto no le importa de qué forma llegue el balón a sus pies, su objetivo siempre está fijado en que este acabe estampado contra las redes de la portería. Contra el Nástic o contra el Celta Fortuna, con el margen de un partido de ida o lo decisivo de uno de vuelta. el jugador cordobés no sabe lo que es la presión y nadie en el Málaga CF piensa enseñárselo.

Roberto Fernández durante el Málaga CF 2-1 Nástic de Tarragona
Roberto Fernández durante el Málaga CF 2-1 Nástic de Tarragona

Al Málaga CF le constará olvidar a Roberto

La temporada es muy larga y, por supuesto, ha habido grandes protagonista en ella para que los de Sergio Pellicer hayan conseguido llegar hasta donde está. Eso no quita que los 20 goles de Roberto tengan gran culpa de ello y que, por lo tanto, muchos en la Costa del Sol ya hayan empezado a señalar al delantero como el gran salvador del equipo.

El Málaga tendrá que viajar el próximo sábado, 22 de junio, a Tarragona para jugarse allí el único sueño que han tenido los blanquiazules durante toda la temporada y los dos goles del cordobés han servido, como poco, para que aficionados, jugadores y cuerpo técnico crean en que ese fin de semana podrían estar celebrando su salida de Primera RFEF.

Aficionados del Málaga CF durante el Málaga CF 2-1 Nástic de Tarragona
Aficionados del Málaga CF durante el Málaga CF 2-1 Nástic de Tarragona

Roberto Fernández: "Es lo que todo niño sueña"

Con este nuevo doblete, el de Puente Genil ha llegado a las dos decenas en su cuenta personal de goles durante la presente campaña y, también preso de la alegría del resultado de 2-1 conseguido en La Rosaleda, tras el partido aseguró que "es una cosa muy grande" lo que está viviendo este año.

"Estoy ayudando al club que me ha enseñado los valores desde pequeño y, al final, tengo también que vivirlo con los pies en el suelo sin subirme a ningún sitio y, la verdad, con mucha tranquilidad", añadió el goleador. "Todavía queda un partido de vuelta y a ver si puede caer alguno más".

Asimismo, Roberto reconoció que todo esto es "lo que todo niño sueña". "Jugar en un campo con tantas personas, que coreen tu nombre, metas... Más no se puede pedir. Esperemos ponerle una guinda a esta temporada", deseó refiriéndose al tan ansiado ascenso que buscarán en Tarragona.

Roberto Fernández y Kevin Medina en el estadio La Rosaleda. Málaga CF 2-1- Celta Fortuna
Roberto Fernández y Kevin Medina en el estadio La Rosaleda. Málaga CF 2-1 Celta Fortuna

"Vamos con todo a Tarragona"

El partido que ahora les espera es el que todos los jugadores han esperado vivir desde que dio comienzo el año. Sin embargo, la presencia de Roberto estaba en peligro porque, en el caso de que recibiera una tarjeta amarilla, se habría tenido que perder la vuelta. "Ellos lo sabían y he tenido más sangre fría en este partido", ha reconocido.

Hablando ahora de esa siguiente cita que les espera en tierras catalanas, el cordobés ha destacado que el Málaga llega con una "pequeña ventaja", aunque es cierto que podría "haber metido un gol más". "Vamos a ir con todo a Tarragona y queremos ponerle la guinda a esta temporada", ha añadido.

"La gran mayoría del vestuario somos malagueños y malaguistas. Ese sentimiento de pertenencia lo tenemos. Aún no hemos hecho nada, queda un partido por delante", terminó aclarando, con la más que evidente intención de tratar de mantener la cabeza fría y no dejarse llevar demasiado por las emociones de la victoria.

Llámalo gol o llámalo Roberto: el pichichi del Málaga CF quiere más