martes 24/5/22

5 salsas de supermercado que jamás debes comprar

Los aditivos de las salsas de supermercado aportan un sinfín de calorías a las salsas, que terminan por afectarte y, a largo plazo, causan enfermedades importantes
Salsas de supermercado
Salsas de supermercado

Si eres de ese gran porcentaje de personas que aman cualquier tipo de salsa, ya sea de Alcampo, Mercadona, Lidl, Carrefour o de cualquier otro supermercado de Jerez de la Frontera, o del resto de España, te aseguramos que luego de leer este post serás un poco más selectivo. Aunque la mayoría de las que puedes conseguir en las grandes tiendas son deliciosas y le dan mucho sabor a tus comidas, no todas son saludables. 

Estas son las cinco salsas que nunca deberías comprar en el supermercado:

1. Las mayonesas

La mayonesa es una de las salsas con más fanáticos en el mundo, es realmente deliciosa y combina con muchos tipos de comidas, pero su uso como aderezo para ensaladas es uno de los más conocidos.

Se prepara a base de huevos y de aceite vegetal, y he aquí la razón por la que se recomienda su consumo de forma frugal, por su alto contenido de ingredientes que aportan muchas calorías.

Marcas hay para escoger y presentaciones también, incluso, es posible encontrar envases extra grandes orientados a restaurantes y cocineros.

Ahora bien, generalmente estas marcas conocidas de mayonesas que consigues en la tienda se preparan sin límite alguno por el uso de estos ingredientes calóricos, por eso es la primera de las salsas que nunca deberías comprar en un supermercado. ¡Ten mucha fuerza de voluntad!

Mayonesa
Mayonesa

2. El Alioli

En nuestro país es una de las salsas más utilizadas, hasta para untar el pan, porque su sabor es realmente exquisito y realza los sabores de los alimentos y también de ciertas bebidas alcohólicas con las que se suelen acompañar las cenas.

En este caso se trata de una combinación de ajo y aceite, por lo que, tal como sucede con las mayonesas, su contenido de grasa es bastante elevado.

Es común que se prepare en el hogar sin mayores aditivos, y en estos casos lo esencial es usar un buen tipo de aceite y limitar su consumo.

Sin embargo, son cada vez más las personas que optan por comprarla en los supermercados, debido al gran auge de marcas que se han comercializado, pero te ruego no hacerlo, porque tal como te he dicho antes, estos productos no limitan el uso de aceites ni aditivos, perjudiciales para ti.

Alioli
Alioli Hacendado

3. El Pesto

No hay nada mejor que degustar un buen plato de pasta con una deliciosa salsa de albahaca, mejor conocida como pesto. Pues bien, si eres  dado al uso de la misma, debes saber que, aunque son pocas las marcas disponibles en el mercado en comparación con las opciones anteriores, igualmente caen en el mismo error, ¡tienen un alto valor energético!, o lo que es lo mismo, muchísimas calorías que se basan en componentes grasos.

Además, esta salsa suele llevar queso parmesano y piñones, por lo que su contenido calórico crece y por mucho. Así que, por favor, olvídate de comprarla en el supermercado.

Pesto
Pesto

4. La mostaza dulce

Para obtener una mostaza dulce debe mezclarse este ingrediente con azúcar o preferiblemente con miel, y obtendrás una deliciosa emulsión que te encantará, de hecho, a muchos les fascina.

Por eso la han comercializado marcas muy famosas en el mundo entero, sin embargo, pese a que se trata de sellos reconocidos, no por ello dejan de ser productos que deberías evitar, ¿por qué?, la misma razón: exceso de calorías.

Puede ser uno de esos gustos que te das de vez en cuando, pero como todo en la vida, la moderación es indispensable, y si es posible que prepares tu propia salsa de miel y mostaza, mejor, así usarás los mejores ingredientes.

Mostaza dulce
Mostaza dulce

5. Aderezo Cesar

Famosa por ser la salsa de la exquisita ensalada cesar, pero que ha adquirido vida propia y de un tiempo para acá es la consentida por muchos para aderezar diferentes comidas, principalmente porque las personas adoran su sabor a anchoas.

Pero fíjate bien, huevo, aceite y queso parmesano son algunos de sus ingredientes principales, y todos juntos son realmente una bomba calórica que, incluso de forma artesanal, explotará en tu cuerpo si no frenas al máximo su consumo.

Existen alternativas muy saludables con suplementos para algunos ingredientes, que tienen un nivel de calorías más bajo, verás que el sabor es muy rico y se trata de un producto mucho más saludable.

Aderezo Cesar.
Aderezo Cesar

¿Por qué son tan dañinas estas salsas?

Todas son salsas con ingredientes saludables: huevos, albahaca, ajo, mostaza, anchoas, etc., sin embargo, para poder lograr la consistencia que tanto agrada al público es necesario mezclar dichos ingredientes con otros que no lo son tanto, al menos no los que usan las grandes marcas que puedes conseguir en el mercado.

Esos aditivos le aportan un sinfín de calorías a las mencionadas salsas, que terminan por afectarte y, a largo plazo, causan enfermedades importantes, relacionadas principalmente con los niveles de colesterol, el control del peso, la circulación, la presión arterial y problemas cardiacos.

¿Qué hacer para poder consumir estas salsas?

Como has podido notar, el principal inconveniente de estas salsas no es su composición per se, sino la manera en la cual se preparan a nivel industrial, con un altísimo porcentaje de calorías, lo que conlleva a que tu salud se vea seriamente comprometida.

Lo más recomendable entonces, si deseas seguir consumiendo este tipo de salsas, es que seas muy selectivo y escojas productos naturales o de fabricación artesanal con bajo nivel de grasa.

Tanto la mayonesa como el alioli, el pesto, la mostaza dulce y el aderezo cesar, son deliciosas, pero contienen aceite y este es el ingrediente que debes cuidar más, verificando que se trate de uno de excelente calidad, como el de oliva virgen extra.

Una salida más saludable sería también evitar los supermercados, es decir, no comprar tus salsas favoritas en estos sitios; en su lugar, prepararlas en casa con bajo contenido de aceite, utilizando ingredientes frescos, saludables, poca sal y sin aditivos.

Salsas caseras
Salsas caseras

No se trata de renunciar a ellas, puedes ser feliz comiendo rico y sano, evitando comprar estas cinco salsas en el supermercado y haciéndolas tú; te divertirás en la cocina y podrás estar en calma, sabiendo que lo que comes no te hace daño, siempre que seas moderado en su consumo.

5 salsas de supermercado que jamás debes comprar