martes. 06.06.2023

La liada de Júlio Baptista a Joaquín: "Una semana durmiendo en casa de mi madre"

En el último programa de 'La penúltima y me voy', Joaquín y Júlio Baptista rememoran uno de los momentos más surrealistas que ambos vivieron en su época en Málaga
Joaquín en 'La penúltima y me voy'
Joaquín en 'La penúltima y me voy'

Joaquín está considerado como uno de los jugadores en activo más queridos en Jerez de la Frontera y toda España. El arte del de El Puerto de Santa María es algo único y que hemos podido ver de primera mano en su docuserie 'La penúltima y me voy'. Junto a su mujer, Susana Saborido, y sus dos hijas, el futbolista ha mostrado su cara más personal en un proyecto que ha sido un éxito al igual que lo fue 'Joaquín, el Novato'.

En el último programa del documental, Joaquín repasó todas sus grandes liadas fuera de los terrenos de juego. Y es que, Joaquín es un futbolista 360º. Te puede hacer un finta tan bien como se maneja ante la cámara. Su arte es algo innato que con solo hablar ya te ha ganado. Por ello, ante su última temporada como profesional se ha convertido en la gallina de los huevos de oro para las productoras y agencias de publicidad.

Ya lo dijo él durante el último episodio 'Vivir con arte', en el que explicó que su forma de ser y gran tirón en el público le ha llevado a cerrar grandes acuerdos con marcas comerciales de renombre. Y no es de extrañar, pues Joaquín lleva más de 20 años en pleno foco mediático y demostrando una forma de ser que conquista hasta a los más ajenos al fútbol.

La locura del 'Hulio' que todavía persigue a Joaquín

En el que fuese el último programa de la docuserie de Joaquín, 'La penúltima y me voy', el futbolista repasó toda su trayectoria de liadas fuera del césped. Desde el baile del anillo, el malecón o sus múltiples bailes en el vestuario, todo se ha repasado en 'Vivir con arte', que no podía dejar escapar la oportunidad de hablar de su momento por excelencia: el famoso 'Hulio'

Júlio Baptista y Joaquín en la famosa entrevista del "Hulio"
Júlio Baptista y Joaquín en la famosa entrevista del "Hulio"

Creo que hay un momento que cogió repercusión con los años", confiesa el propio Joaquín, consciente de todo lo que supuso aquella simple frase. Para Susana Saborido lo del tenis no tuvo ni pies ni cabeza. "Esta anécdota del tenis, es que es verdad Joaquín no ha jugado al tenis en su vida y cuando dijo lo del tenis pensamos, '¿qué estás diciendo?'"

"Fue un comentario a una cosa que dice Julio y que en ningún momento pensaba que se iba formar toda la que se formó", sigue contando un Joaquín que confiesa que un año incluso pidió a LaLiga poder cambiarse el nombre de su camiseta por el de 'Hulio'.

Sin embargo, lo que no esperaba Joaquín es que Baptista le metiese en un lío con Susana en esa propia entrevista. 

Joaquín a Julio Baptista: "Una semana durmiendo en casa de mi madre"

En una entrevista en 'El Hormiguero' del propio Baptista, Joaquín entró por conexión telefónica para hablar con su ex compañero y zanjar el tema del 'Hulio' que más de 10 años después aún sigue coleando.

"Hubiera pasado por mentira lo del hobby, lo que pasa es que este tío se metió en medio de la entrevista y ya no pudimos ni terminarla", cuenta Joaquín de lo que ocurrió en aquella entrevista con su por aquel entonces compañero en el Málaga.

Joaquín recuerda que la entrevista no pudo continuar, pero Julio cogió el micro para hacerle otras preguntas fuera de guion a su compañero. "¿Una palabra de calentón?", preguntaba con inquina Baptista, a lo que Joaquín respondió: "Un calentón dentro del campo es mejor no sacarlo, y fuera del campo también es mejor no sacarlo porque uno estando casado siempre tiene que respetar".

Joaquín durante 'La penúltima y me voy'
Joaquín durante 'La penúltima y me voy'

"Al final me la liaste porque con la pregunta que me hiciste me pegué una semana durmiendo en casa de mi madre", le dijo Joaquín entre bromas a su ex compañero en la conexión telefónica con Pablo Motos en 'El Hormiguero'.

De hecho, en ese mismo momento, Pablo Motos ya invitó a Joaquín a llegar al mundo de la televisión. En un acto de premonición por lo que iba a ocurrir, el presentador le dijo "a ver cuando dejas el fútbol y vienes a la tele de una vez". Tardaría más de 5 años en hacerlo, pero al final, Joaquín desembocó en la televisión como tanto quería Motos y gran parte del público.

La liada de Júlio Baptista a Joaquín: "Una semana durmiendo en casa de mi madre"