jueves 28/10/21

Toros: Diego Bastos confirma en Villaluenga su triunfo en el Ciclo de Novilladas

La novillada extraordinaria reunió a Jesús Llobregat, Víctor Barroso, Diego Bastos y Juan Jesús Rodríguez
5 Diego Bastos
Diego Bastos

El 19 de septiembre se ha celebrado en Villaluenga del Rosario (Cádiz) una novillada extraordinaria en clase práctica organizado por la Asociación Andaluza de Escuelas Taurinas “Pedro Romero” y retransmitida por Canal Sur TV. Con tiempo soleado, se dio una entrada de la mitad del aforo permitido. Preside Juan Carlos Téllez. Ameniza la Agrupación Musical Ubriqueña.

Se soltaron seis erales y un añojo de Santiago Domecq, bien presentados y de buen juego en general, con alguna dificultad. En el arrastre, al sexto eral se le dio la vuelta al ruedo.

  • Jesús Llobregat (de la Escuela Taurina de Jaén), pinchazo y honda con dos golpes de descabello; palmas. Pinchazo y honda en su sitio, con aviso; palmas.
  • Víctor Barroso (de la Escuela "La Gallosina" de El Puerto de Santa María), dos pinchazos y entera arriba; palmas. Buena estocada; dos orejas.
  • Diego Bastos (de la Escuela Taurina de Sevilla), honda caída; dos orejas. Bajonazo, entera algo caída y descabello; dos orejas.
  • Juan Jesús Rodríguez (de la Escuela Taurina Linense), tres pinchazos, entera tendida y descabello, con aviso; palmas.

Incidencias: al término del paseíllo se guardó un minuto de silencio y se interpretó el Himno Nacional. Entre las cuadrillas destacaron Juan Manuel Raya, José Antonio López y David Pacheco.


Es muy reconfortante que Canal Sur TV haya solicitado a la Asociación de Escuelas Taurinas que organice una novillada extraordinaria para ser retransmitida por la televisión pública, debido al importante nivel ofrecido por los alumnos participantes en el reciente XXVII Ciclo de Novilladas sin Caballos y a los récords de audiencia que la cadena autonómica ha cosechado con las retransmisiones de las novilladas.

1 Inicio del paseíllo

Lógicamente, los alumnos elegidos han sido los tres finalistas de Villacarrillo. A ellos se añade el que resultó más puntuado de los treinta y seis alumnos que han participado en el XXIII Ciclo de Becerradas de la presente temporada. Villaluenga del Rosario, con su alcalde al frente, se ha ofrecido gustosa para ser el escenario y nos permite así disfrutar una vez más de su original plaza de toros, original por su arquitectura y su emplazamiento y original porque viene de los tiempos originales del toreo moderno, construida en el siglo XVIII, siendo así la más antigua de las hoy existentes en la provincia de Cádiz.

2 Panorámica en Villaluenga

Jesús Llobregat

Jesús Llobregat, de grana y oro, en su primero, burraco corniabierto, veroniqueó avanzando y en los medios remató con media y revolera. El quite de Barroso consistió en chicuelinas limpias y revolera. Inició faena por alto y por bajo mientras el novillo demostró ir bien, pero a la siguiente tanda sufrió una voltereta, por lo que hubo que torearlo después a media altura, lo que no impidió que el animal hocicara varias veces, por la falta de tiento en la muleta.

Con la izquierda va mejor y vemos una tanda corta y luego una buena; tras toreo en redondo con la derecha se vuelve a la izquierda para seguir en redondo pero el novillero es levantado del suelo, tras lo que le echa raza y saca tres buenas tandas por el pitón derecho, incluyendo cambio de mano; tras coger el estoque, termina con ayudados por alto. El jienense se negó a salir a saludar, pese a que con otro uso de la espada podría haber cogido trofeo.

3 Jesús Llobregat

A su segundo, saludó con verónicas templadas, y no está mal recordar que el temple es una característica de este novillero. Barroso quitó esta vez por tafalleras con media.

Tras comenzar faena con doblones a media altura avanzando, siguió con la franela a media altura para bajar luego la mano y sacar buenas tandas hasta que el novillo pierde las manos; por el pitón izquierdo el trabajo fue breve; otra vez a diestra, el animal va a menos pero aun así saca tanda buena. La preparación para la estocada fue larga, lo cual provocó el aviso y el enfriamiento del público a la hora de juzgar.

Víctor Barroso

Víctor Barroso, de grana y oro, en su primero, castaño claro, lancea con mano baja pero es desarmado y luego sigue lanceando. Bastos quita por chicuelinas cadenciosas. Tras brindar al público hay un gran inicio de rodillas, con tanda completa hasta el de pecho y otros dos más (pectorales) de pie; sigue toreo a media altura con algún enganche y toreo en redondo pero al final hay protestas del novillo; con la izquierda hay dos volteretas, primero del novillo y luego del novillero; a diestra de nuevo, sale una tanda suave; con la izquierda el toreo es de uno en uno pero bueno; la parte final, por el pitón derecho, consta de toreo ligado, circulares y varios pases de pecho. Alguien tendrá que decir algún día que en las escuelas no aconsejen tantos circulares y tantos pases de pecho.

4 Víctor Barroso

A su segundo, corniabierto y que resulta bueno, lo lancea en tablas acabando en revolera. Bastos quita con dos tafalleras y larga natural. Tras brindar a su profesor Berciano, comenzó con bellos doblones y por arriba pero a la siguiente, con cambio de manos, el novillo se despista; con la izquierda hay dos series breves y sufre una colada; por el pitón derecho de nuevo, el animal se desplaza bien y tras dos series pasa a circulares y luego torea en redondo descargando la suerte; las manoletinas finales son de pies movidos. La espada ayuda a obtener el doble trofeo.

Diego Bastos

Diego Bastos, de tabaco y oro, en su primero, saluda de rodillas con larga cambiada, lances avanzando y revolera. El quite de Llobregat va por dos chicuelinas y revolera; el titular replica con una saltillera, un desarme y otra revolera. Brinda a Roca Rey por los micrófonos de la televisión ya que el traje de luces que luce es cedido del hispano-peruano.

5 Diego Bastos

Las tandas por la derecha son aplaudidas y adornadas con un fandango del tendido; por el pitón izquierdo haya muchos cabezazos y, tras unos ayudados por alto, sale algún natural bueno; con la derecha hay una tanda en redondo cortita; de nuevo a izquierda, siguen los problemas que plantea el animal pero le baja la mano antes de volver a los ayudados por alto con algunos detalles sevillanos de genuflexión, antes de pasar a las cercanías con la derecha; tras recoger el estoque, enfila la fase final con muestras elegantes de ayudados por alto, con trincheras y con dos de pecho.

A su segundo, colorado, saluda igualmente de rodillas con larga cambiada, verónicas acompañando con el pecho y serpentina. El quite de Llobregat es casi invisible, pasando por la cara, y la réplica del sevillano va con dos chicuelinas, media y larga natural, muestra de su capacidad improvisadora.

Inicia faena en los medios con dos cambiados por la espalda, siguiendo con una tanda bien estructurada y aplaudida y otra en redondo; con la izquierda sale un toreo acompasado en dos tandas que incluyen molinete y cierre con uno pectoral de rodillas; de nuevo a diestra sale el toreo expresivo con cambio de manos y tanda buena con desplante de rodillas; la preparación es con poderosos ayudados por alto y remate, sevillano volvemos a calificar, de rodillas, completando una faena que ha quedado armónica.

Rodríguez, becerrista

Juan Jesús Rodríguez, de rosa y oro, en su animal, colorado corniapretado, realizó el saludo en tablas y después quitó por chicuelinas de mano baja. Inició directamente con una tanda completa, seguida de otras tres, a media altura y templadas incluyendo un cambiado por la espada; el toreo con la izquierda, en dos tandas, le sale ligado, salpimentado con algún molinete.

Con la derecha baja la mano e introduce improvisaciones toreras, antes de ir al circular y de seguir con una tanda en corto, ayudados por alto, una bernadina de rodilla y sufrir un arrollamiento; sigue, con más ímpetu, de rodillas para circulares, con una arrucina inversa. Demuestra un buen concepto y unas capacidades para el buen toreo. No importa mucho el uso de la espada; ya aprenderá, porque tiene tiempo, no en vano ésta es la segunda vez que viste de luces. ¿Qué hará cuándo lleve cien veces?

6 Juan Jesús Rodríguez

Acaba la novillada y nos permite asentarnos en el pensamiento de que a la final llegaron los tres novilleros sin caballos más cuajados y entre los que Diego Bastos confirma su coronación como ganador del Ciclo. También nos asienta en la idea de que la siguiente hornada, la de los becerristas, tiene buena representación, y ésta la encarga perfectamente el linense Juan Jesús Rodríguez.

Toros: Diego Bastos confirma en Villaluenga su triunfo en el Ciclo de Novilladas