jueves. 18.04.2024
Guardias civiles durante un control de tráfico
Guardias civiles durante un control de tráfico

Terrible suceso en Andalucía, concretamente en la localidad granadina de Fuente Vaqueros, donde un hombre ha sido pillado después de atropellar a un vecino del este municipio y confesar que "quería matarlo, no ha habido suerte".

La información que ha trascendido a este medio confirma que la Guardia Civil ha detenido en Fuente Vaqueros (Granada) a un hombre de 56 años como presunto autor de un delito de homicidio en grado de tentativa después de que el pasado domingo, sobre las 11,00 horas, intentara atropellar a un vecino de Cijuela que salvó la vida porque pudo refugiarse en el hueco de la puerta de su domicilio.

Imagen de la localidad de Fuente Vaqueros
Imagen de la localidad de Fuente Vaqueros

Hay que aclarar que después del intento de atropello el presunto homicida huyó conduciendo de manera temeraria por las calles de la localidad. La víctima, un hombre de 49 años, sufrió diversas contusiones en el brazo y en la pierna derecha y una herida abierta en el brazo izquierdo como consecuencia del impacto.

Entrevista con el herido

Seguidamente, los agentes se entrevistaron con el herido y averiguaron que el sospechoso era un vecino de Fuente Vaqueros que lo estaba esperando dentro de su vehículo y al verlo caminar por la acera se ha abalanzado hacia él a gran velocidad, se ha subido en la acera y ha intentado atropellarlo, y que se salvó de ser atropellado al refugiarse en el hueco de la puerta de acceso a su propia vivienda.

Después de que el herido fuese evacuado en ambulancia al centro de salud, los guardias civiles se dirigieron a la localidad de Fuente Vaqueros, localizaron al presunto homicida y le pidieron que les enseñase su coche. Cuando los agentes comprobaron que el vehículo tenía daños en el frontal delantero compatibles con el intento de atropello, el sospechoso confesó: "como la justicia va tan lenta, he tenido que hacerlo", además sin ningún tipo de pudor.

Finalmente, hay que añadir que los agentes dijeron que podía haber matado a su víctima, a lo que este contestó: "eso es lo que quería, pero no ha habido suerte", Una vez detenido, la Guardia Civil ha abierto una investigación para tratar de averiguar qué causas de este intento de asesinato.

Intenta atropellar a un vecino de Granada y luego se confiesa: "No ha habido suerte"