domingo 28/11/21

Así el boniato contribuye al desarrollo normal y saludable del embarazo

Además de ser un tubérculo bastante versátil y delicioso, el boniato cuenta con una gran cantidad de vitaminas para el desarrollo del embarazo
Así el boniato contribuye al desarrollo normal y saludable del embarazo
Así el boniato contribuye al desarrollo normal y saludable del embarazo

El Boniato, conocido también como Batata, papa dulce, patata o camote, es un alimento asado parte de la gastronomía de Andalucía, sobre todo de Málaga, Cádiz, Sevilla, Huelva, y el municipio gaditano de Sanlúcar de Barrameda

Este alimento es muy conocido por su delicioso sabor y su facilidad en la elaboración, pero sin duda, uno de sus mayores atributos es el alto valor nutritivo que tiene, y así el boniato contribuye al desarrollo normal y saludable del embarazo.

Ya que este alimento es rico en carbohidratos, antioxidantes, vitaminas y minerales esenciales, contribuye a la reducción de infecciones, actúa en el buen desarrollo del feto y aporta energía, tanto física como mental, a la madre.

Vitaminas del boniato

Además de ser un tubérculo bastante versátil y delicioso, el boniato cuenta con una gran cantidad de vitaminas que son de suma importancia para el correcto desarrollo del feto y la salud en general de la madre durante el embarazo; por tal motivo, es uno de los alimentos más recomendados durante la gestación.

Vitamina C

La vitamina C es una de las vitaminas que no puedes dejar de un lado si estás embarazada. El boniato contiene grandes cantidades de esta, lo que hace que actué en el organismo de la mujer embarazada de la siguiente manera:

  • Contribuye con la producción de colágeno, actuando en el desarrollo de la piel, los vasos sanguíneos, las encías y el tejido muscular del feto.
  • Es ideal para la rápida recuperación después del parto, ya que ayuda a la reparación de los tejidos.
  • Contribuye con el desarrollo natural y saludable de las células.
  • Estimula la absorción de un mineral importante como lo es el hierro.
  • Gracias a su poder antioxidante, esta vitamina puede proteger a las células del daño que genera los radicales libres.

Vitaminas del complejo B

Las vitaminas del complejo B son de gran importancia durante el embarazo, y las que pueden encontrar presentes en este tubérculo son la vitamina B6 y la vitamina B9, mejor conocida como ácido fólico.

Vitamina B6

Esta es un de las vitaminas que los médicos recomiendan ingerir a las mujeres embarazadas, especialmente durante el primer trimestre de gestación, gracias a que puede ayudar a combatir las náuseas que son típicas de este periodo.

Entre los principales beneficios de esta vitamina durante el embarazo, están los siguientes:

  • Estimulan la producción de la proteína encargada de transportar el oxígeno de los pulmones a los diferentes tejidos, la hemoglobina.
  • Actúa de forma directa en el desarrollo del sistema nervioso del feto y su cerebro.
  • Aumenta el metabolismo de las proteínas.
  • Estimula la producción de hormonas, anticuerpos y glóbulos rojos.

Ácido fólico

Esta sustancia también es conocida como vitamina B9 y es una de las vitaminas más importantes para las mujeres que se encuentran en embarazo, ya que puede contribuir con la prevención de los defectos que pueden presentarse en el tubo neural, así como también, malformaciones de la medula espinal y cerebrales.

El boniato es uno de los alimentos que tienen presentes en su composición buenas cantidades de esta vitamina, por lo que su consumo es adecuado durante el embarazo, esto, claro, sin exceder la ingesta del mismo.

Otros alimentos de origen vegetal que cuentan con este nutriente son los de hoja verde, los frutos secos y los cereales integrales.

Minerales esenciales

Los minerales también son de gran importancia en el momento de la gestación, y los que más recetan los médicos durante el embarazo son el calcio y el hierro.

Calcio

Este mineral es uno de los más esenciales, y es necesario para poder construir los huesos y los futuros dientes del bebe. Aunque el boniato no tiene enormes cantidades de este mineral, sí posee lo suficiente para contribuir con el desarrollo adecuado del crecimiento y la formación del feto.

Hierro

El cuerpo humano utiliza el hierro con la finalidad de producir una sustancia que es necesaria para que los glóbulos rojos puedan transportar el oxígeno a cada uno de los órganos y tejidos del organismo, esta lleva el nombre de hemoglobina.

Durante el periodo de embarazo, las mujeres requieren de una cantidad adicional de este mineral, ya que desde que comienza el periodo de gestación, la sangre aumenta en volumen, por lo que se necesita suficiente hierro para poder suministrar oxígeno a la madre y al bebe.

Cuando una mujer embarazada no consume suficiente hierro, puede llegar a desarrollar una anemia severa que perjudicaría el desarrollo normal del bebe y la salud de la madre.

Por eso, es importante consumir alimentos ricos en este mineral, tales como el boniato.

Potasio

El potasio es otro mineral que es importante para el correcto funcionamiento del organismo de la futura madre, ya que no solo contribuye con el equilibrio de los líquidos en el organismo, sino que también actúa en la contracción de los músculos, la liberación de energía y la transmisión de los impulsos nerviosos.

Además, cuando el volumen de sangre comienza a aumentar, una correcta ingesta de este mineral contribuirá a que el equilibrio químico de tu cuerpo sea el adecuado, por lo que se recomienda la ingesta de forma regular de alimentos ricos en este mineral.

También resulta importante destacar que el consumo regular de boniato puede prevenir los comunes calambres en las piernas.

Fibra

Otro problema común durante la gestación, es el estreñimiento, y para el tratamiento de estos problemas, los expertos recomiendan mejorar la nutrición durante el embarazo consumiendo alimentos ricos en fibras.

Y lo mejor de todo es que los alimentos ricos en fibra, al ser completamente naturales, no ocasionan ningún tipo de efectos secundarios, por lo que resulta ser la opción más segura tanto para él bebe como para la futura madre.

Según diferentes estudios, las mujeres embarazadas que consumen de forma regular alimentos ricos en fibra como el boniato, aumentan el número de evacuaciones e incluso la consistencia de las heces es mucho más blanda en comparación con otras que no consumen este tipo de alimentos.

Así el boniato contribuye al desarrollo normal y saludable del embarazo, por lo que no puedes dejar de incluirlo en tu dieta, no solo durante el proceso de gestación, sino también en el periodo de lactancia.

Así el boniato contribuye al desarrollo normal y saludable del embarazo