martes 19/10/21

Cuatro novilleros a hombros en la última del Encuentro de Escuelas en Utrera

En la provincia de Sevilla termina el Encuentro de Escuelas con alto nivel de los alumnos
Cuatro novilleros a hombros
Cuatro novilleros a hombros

El 12 de septiembre se ha celebrado en Utrera (Sevilla) la cuarta novillada en clase práctica del Encuentro de Escuelas Taurinas, organizado por la Asociación Andaluza de Escuelas Taurinas “Pedro Romero” y retransmitida por Canal Sur TV.

Con tiempo soleado y viento molesto, se dio una media entrada dentro del aforo permitido. Al término del paseíllo se guardó un minuto de silencio y se interpretó el Himno Nacional.

1 Los siete novilleros

Después se entregó, por parte de la Asociación, al torero José Luis Galloso, con motivo de sus cincuenta años de alternativa, una placa de reconocimiento, de manos del delegado de Gobierno de la Junta de Andalucía en Sevilla, Ricardo Sánchez. Se soltaron seis novillos de Torrestrella y uno de El Torero, bien presentados y de juego complicado en general.

2 Placa a Galloso

Resultado artístico

Javier Peregrino

Javier Peregrino (de la Escuela Taurina de San Fernando), de vino tinto y oro, pechó con el animal más problemático de la tarde, un burraco abanto de salida. Con el capote tuvo que retenerlo y lo hizo con elegancia, antes de que Candelas quitara por gaoneras a pies juntos. Brindó a Álvaro Domecq y se dispuso a luchar contra el viento y contra un animal que se le colaba continuamente; con la izquierda consiguió una tanda en que lo metió, pero luego tuvo que sufrir dos revolcones y sólo quedaba machetearlo. La espada fue un episodio, donde no faltó otro atropello duro, del que se rehízo con gallardía; tras dos avisos escuchó palmas.

Ignacio Candelas

Ignacio Candelas (de la Escuela Taurina de Ronda), de azul y oro, tuvo también un novillo difícil. El capote se redujo a pases de tanteo y luego Mario Sánchez quitó más inteligente que lucido. Brindó a Pepe Moral e inició faena por bajo y por alto pero las coladas le obligaron a basarse en los ayudados y molinetes, salvo una tanda al natural, aguantando de todo ante un animal que siempre iba con la cara alta. Mató al cuarto intento y dio una vuelta al ruedo.

Mario Sánchez

Mario Sánchez (de la Escuela Taurina de Ubrique), de blanco y oro, aplicó a su novillo, corniabierto, verónicas y revolera con soltura y Jesús Llobregat le hizo un quite por tafalleras. Brindó al público y arrancó por doblones, extendiéndose luego con el toreo en redondo por ambos pitones pero no faltaron los tirones que provocaban pérdidas de mano, lo que dio paso a protestas y cabeceos del cornúpeto; lo mejor estuvo con la derecha y en las manoletinas finales, ligadas, sin que faltaran los desplantes de rodillas, como tampoco faltó un fandango en el tendido. Tras pinchazo y entera algo tendida, cortó dos orejas.

Jesús Llobregat

Jesús Llobregat (de la Escuela Taurina de Jaén), de verde botella y oro, saludó al novillo de El Torero, cuajado, con verónicas, media y revolera, mientras salía distraído de cada lance; el quite de Joselito Sánchez se redujo a una media. Brindó a Ruiz Miguel y comenzó faena por doblones donde ya perdió las manos el animal; logró sacar tandas en redondo y limpias por ambos pitones porque la verdad es que encontró colaborador e inclusos cuando se fue a tablas siguió mostrando su buen concepto del toreo, calmoso y con temple, para terminar con ayudados. Tras aviso, dejó honda en su sitio y cortó dos orejas.

Joselito Sánchez

Joselito Sánchez (de la Escuela Taurina de Osuna), de blanco y plata, a su novillo, jabonero que salía suelto de los engaños, le dio pases de tanteo y una media personal; el quite de Víctor Barroso discurrió por buenas chicuelinas a pies juntos con revolera. Brindó al público y volteó la montera (fea costumbre) para irse directamente a una tanda en redondo dibujada muy despacio, seguida de otras dos con toreo vertical; el novillo fue noble pero había que cuidarlo porque flojeaba y salieron tandas muy aceptables a media altura, con excesivo cambios de manos; mientras sonaba otro fandango, terminó por una tanda al natural con temple. Mató al tercer interno y le dieron las dos orejas.

Víctor Barroso

Víctor Barroso (de la Escuela "La Gallosina" de El Puerto de Santa María), de blanco y oro con vivos negros, embarcó bien de saludo a su animal pero luego lo toreó andando para atrás hasta el centro donde lo dejó con revolera; Diego Bastos quitó por chicuelinas. Brindó al público e inició por doblones templados pero sufrió una colada, superada con tanda en redondo; tras cambios de mano es levantado y golpeado y después, a base de ayudados por alto, consigue imponerse al animal, que no dejaba de buscarlo. Mató al tercer intento y cortó una oreja.

Diego Bastos

Diego Bastos (de la Escuela Taurina de Sevilla), de azul y plata, recibió con dos largas cambiadas de rodillas, verónicas acompañando con el pecho, chicuelina y revolera; Peregrino, recién salido de la enfermería, quitó de media y replicó el titular con chicuelinas. La faena empezó a media altura y siguió con dos tandas en redondo mientras sonaba otro fandango (muchos fandangos van siendo); por el pitón izquierdo el animal se descomponía y descomponía al torero; luego salió, a diestra, el toreo vertical, en redondo, con cambio de manos y otros detalles toreros, terminando con ayudados por bajo. Mató a la segunda oportunidad y fue premiado exageradamente con las dos orejas y el rabo.

4 Cuatro novilleros a hombros (2)

Entre las cuadrillas destacaron Víctor Nieto, Joselito de Ronda y Joselito Copano. En el festejo se ha contado con todas las medidas de seguridad que exigen las autoridades sanitarias. En el ciclo del Encuentro de Escuelas no hay trofeos ni clasificación, aunque se ha confirmado el alto nivel de los alumnos participantes. Salieron a hombros Mario Sánchez, Llobregat, Joselito Sánchez y Bastos.

Cuatro novilleros a hombros en la última del Encuentro de Escuelas en Utrera